Arent&Pyke

Esta semana está siendo algo intensa, sobre todo en emociones, algunas negativas y casi todas positivas, si me lo permitís os hablaré sólo de lo bueno.

Mañana jueves por fin voy a conocer las nuevas oficinas de las hermanas Melián Randolph, estoy ansiosa por pasar un rato con ellas y por qué no decirlo preguntarles, como expertas que son en la materia, algunas dudas y cosas que me inquietan de este mundillo de la decoración (más complicado de lo que muchos puedan presuponer).

El viernes también tengo una nueva aventura, por la noche iré por primera vez a una cena en torno a la cual se establecen relaciones laborales, dirigida en esta ocasión por la Directora General de Ikea España, ¡qué nervios! espero no tener que hablar demasiado porque tengo miedo escénico (de ahí que prefiera escribir), confío en mi compañera Beatriz, viene conmigo y ella sí es una experta oradora.

Y para rematar la semana, el sábado por fin veré y podré sacar las fotos de otro proyecto terminado, aquella reforma que os conté donde lo primordial era abrir espacios, tirar un muro y dar la bienvenida al blanco. Nos quedaban unos detalles por rematar, que estarán listos hoy, estoy impaciente por ver el resultado (más aún por enseñároslo).

Espero llegar al sábado por la noche con energía suficiente para pedir caramelos con mis hijas y disfrazarme (aunque soy poco de Halloween, ¡qué no se hace por un hijo!)

Y para terminar el post, como esta semana estoy concentrada en el interiorismo, quería enseñaros tres proyectos de Arent & PykeVoy a dejar un poco de su historia original (aunque esté en inglés) por no alargar demasiado el post, pero es una manera de entender por qué me parecen tan especiales.

Del primero me ha sorprendido cómo en una misma vivienda se pueden crear espacios tan diferentes, de la sobriedad y la elegancia (me pierde el azul intenso de la pared y la composición de espejos del comedor), a lo opuesto, color y frescura en los espacios de esparcimiento familiar. Un requisito de la joven familia que han captado las interioristas a la perfección.

El segundo proyecto es un hotel, si lo que pretendían era que los clientes se encontraran como en casa, creo que han dado en el clavo. A mí el nombre ya me resulta muy familiar, Alex, como mi hija pequeña :-)

Y el tercero, una vivienda de arquitectura redondeada, parece complicado, pero su decoración se ha resuelto con mobiliario cuyas formas también son curvas, así todo queda integrado.

O animo a que leáis los textos, con pocas palabras explican muy bien cada proyecto. Para los que no entendáis inglés, los traductores os sacarán del entuerto ;-) Que los disfrutéis…

Figtree House
Tasked with transforming a beachside Victorian Terrace into a home befitting a young couple with small children, the brief required the spaces to evoke different moods while still being flexible to the needs of young family. The spaces of the home reflect their purpose; from the composed inky solemnity of the intimate formal areas to the sun bleached lightness of the casual family spaces

Arent&Pyke_1

Arent&Pyke_3

Arent&Pyke_2

Arent&Pyke_4

Arent&Pyke_5

Arent&Pyke_6

Arent&Pyke_7

Arent&Pyke_8

Arent&Pyke_9

Arent&Pyke_10

Alex Hotel
Alex Hotel responds to the overarching concept of the ‘Hotel as Home’. Together with the client, four key concepts were established for the interior design; ‘the personal’, ‘the escape’, ‘the craft’ and ‘the legacy’, to nurture a sense of intimacy, connectedness and domesticity. With the client, there was always a discussion about ‘Alex’ being someone familliar to us all; an uncle whose home you love to visit, a treasured old friend with a house full of wonderment. The interior design, furnishing and styling imagines the richness, the personality, a sense of frivolity and the layering of a story.
“Alex Hotel, in Perth’s Cultural Centre, proves that Perth’s foremost gourmands – and owners of some of the hippest eating and drinking establishments in the city, are as hip with boutique stays as they are with artisanal edibles. Inside the Cubist-style-Yin-Yang block, Aussie interiors firm Arent & Pyke have added Marcel Breuer-style seating, pendant lights and acid-hued sofas to create a hotel with the informality of a city crashpad.”

Arent&Pyke_11

Arent&Pyke_12

Arent&Pyke_13

Arent&Pyke_14

Arent&Pyke_15

Arent&Pyke_16

Arent&Pyke_17

Arent&Pyke_18

Arent&Pyke_19

Arent&Pyke_20

Arent&Pyke_21

Arent&Pyke_22

Arent&Pyke_23

Arent&Pyke_24

Arent&Pyke_25

Arent&Pyke_26

Arent&Pyke_27

The Round House
The Round House reveals the very nature of our design process, one that seeks to understand and celebrate what makes people love their spaces and then heighten their experiences in those spaces day to day. The sinuous curves of the architecture are echoed in the curves of some of the major furnishing items. The success of this project relies on paying heed to the architectural intent as well as delivering a comfortable, practical and stylish family home.

Arent&Pyke_28

Arent&Pyke_29

Arent&Pyke_30

Arent&Pyke_31

Arent&Pyke_32

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

2 comentarios en “Arent&Pyke

    • Gracias Sandra! Lo mismo te digo de tu trabajo, estás haciendo que me aficione a la moda y eso que siempre he pasado, pero tiene su aquel :-)

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s