La casa de la diseñadora Caroline Kilmartin

La que vamos a ver hoy es la casa de la diseñadora Caroline Kilmartin y su familia. Ella y su marido buscaban una vivienda en Manhattan Beach, California, y al no encontrar algo que encajase con sus gustos, optaron por comprar una propiedad y construirla desde cero con la ayuda del arquitecto Joyce Flood. La hermana de la diseñadora, Kilmartin, asumió la tarea del diseño interior. Para conseguir el producto final, lo que veis en las imágenes, tuvieron que esperar nada más y nada menos que dos años.

Aunque la casa esté en California y al lado de la playa, no querían que esto se reflejara de manera obvia en la decoración, optaron por mezclar estilos con el objetivo de conseguir una vivienda cómoda, natural y fresca. Para ello se pintó casi íntegramente de blanco, lo que la hace muy luminosa y ligera, y para añadirle puntos de interés el blanco puro se combino con otros elementos como maderas y telas naturales, alfombras y cojines vintage, arte y plantas.

La cocina y la sala de estar se encuentran en la parte trasera de la vivienda, cara norte, por lo que era fundamental conseguir la suficiente luz. Para ello se añadieron tragaluces y se enmarcaron con vigas de madera natural, además de poner tantas ventanas como fue posible. La cocina también se diseño completamente en blanco para que el espacio se viera despejado, ocultando incluso la mayor parte de los electrodomésticos. El toque “playero” lo aportan las lámparas de ratán suspendidas sobre la isla. Por último, bajo las ventanas se creó una zona de comedor informal con una mesa de madera maciza de nogal, los cojines para el respaldo están hechos a mano y se sostuvieron a la pared mediante correas de cuero que le dan personalidad.

Hay un rincón especial para ellos (yo diría que es de mis favoritos también). Se trata de un espacio creado para el pequeño de la casa y situado en una esquina del salón, lo original es que no parece la típica zona de juegos, el reto era que fluyese con el resto del espacio. La gran cómoda en realidad, sirve para guardar los juguetes y la daybed es perfecta para leer. El rincón está tan integrado en el salón que la mayoría de la gente no percibe que su función sea la de zona de juegos.

Además de la zona de office se creó un comedor más formal, combinando distintos acabados de madera en mesas y sillas, para dar un aire menos serio y relajado.

El baño era otro reto, ya que les resultaba difícil decantarse por un azulejo en concreto. Lo que hicieron fue seguir con el esquema general de la casa y ponerlos en blanco, pero jugando con distintos diseños para crear más interés y profundidad. Se añadieron también auxiliares en madera para aportar toques cálidos.

La decoración monocromática también se rompe en los dormitorios gracias a la combinación de texturas, en los textiles en el principal y maderas en el de invitados. Para el hijo mayor sí recurrieron al color, la pared del cabecero tiene como temática el espacio y a continuación, son los dinosaurios los que ponen la nota de alegría.

Por último, el salón cuenta con amplias puertas de acordeón que se abren al patio y la piscina, un gran espacio para el entretenimiento familiar y una buena manera de comunicar interior y exterior.

Hasta aquí el tour, si queréis podéis ver más imágenes de la casa en la cuenta de IG de Caroline Kilmartin. ¿No os encantaría poder comprar un terreno y haceros el diseño de vuestra casa a medida? Para mí sería un sueño…

Taburetes de cocina de Nuevo Living y apliques de pared de Schoolhouse Electric

Daybed la Cómoda de Anthropologie y macetero de West Elm

Sillas del comeder de Lulu & Georgia

Fotografía: LU TAPP OF DUSTYLU PHOTOGRAPHY
Vía: Domino
@caro_kmartin

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

 

Alfombras Étnicas

Este fin de año pasamos unos días en el pueblo, tomamos medidas de la zona de estar y del comedor para hacernos con unas alfombras. Para que os hagáis idea del frío que pasamos allí, pedí que nos pusieran la calefacción un lunes, nosotros llegamos el sábado y el salón sólo estaba a 16 grados. Ya os conté que la casa tiene unos 50 años y todo su suelo es de terrazo, dejando la estética aparte (que a mí no me gusta por mucho que ahora se vuelva a llevar), el material no ayuda a rebajar la sensación de frío. En un mundo idílico haría obras y cambiaría el suelo, pero como a día de hoy no es posible, me conformo con protegerlo con dos buenas alfombras que nos den calor y ya de paso, tapen el antiestético suelo.

Alfombras Étnicas ha sido todo un descubrimiento para mí. Cuando las vi me resultaron familiares y es porque en Madrid las tienen en una de mis tiendas favoritas Guáimaro, a la que ya dediqué un par de post hace tiempo (podéis recordarlos aquí y aquí). La creadora de la firma, María Ibáñez Gabilondo, vivió junto a su familia tres años en Chile donde tuvo la oportunidad de viajar y conocer la cultura andina. Descubrió materiales naturales, la manera que tenían de trabajar artesanalmente, el colorido y se enamoró de sus textiles. En Chile, Perú y Bolivia encontró espectaculares telares y decidió traer toda aquella tradición a España e integrarla en ambientes más contemporáneos.

Las alfombras, cojines y otros complementos que hacen por encargo (como cabeceros o bancos), se realizan a partir de lana de oveja, llama o alpaca, que crían ellos mismos y son teñidas de manera artesanal con pigmentos naturales. Por poner un ejemplo, los tonos rojizos abundan porque se extraen de la cochinilla, un insecto muy común en las pencas que abundan en lo alto de los Andes del Perú. Cada alfombra se va tejiendo poco a poco, cada diseño es distinto y tiene para los artesanos un significado, no hay dos iguales. Son únicas, están hechas con alma.

Sinceramente, cuando ayer me puse a ver fotos me volví loca, no estoy segura si podría elegir. Perdonad por la expresión pero me parecen todas ¡flipantes! Si os queréis hacer con una alfombra, cojín o pedir algo por encargo, por el momento además de la tienda online, en Madrid están presentes en Guáimaro, también han llevado sus productos a mercadillos de Pamplona, Málaga y Madrid. Pero la intención de María y su hermana Raquel es llevar todo este colorido y creatividad al resto del mundo, algo tan bello se tiene que conocer.

¡Feliz fin de semana!

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Hotel Kazbegi

Ayer mi marido me recordaba que hacía tiempo que no escribía un post sobre algún hotel bonito. Creo que ambos tenemos las mismas ganas de viajar, más aún desde que los Reyes Magos nos trajeran un set completo de maletas que bien nos permitirían dar la vuelta al mundo por su capacidad. Me encantaría hacer alguna escapada con él, aunque no hace falta irse muy lejos, la cosa es desconectar. Por el momento el único viaje que tengo planeado y cerrado a finales de febrero, y voy con amigas, es a Sevilla (ciudad a la que he ido en repetidas ocasiones, pero siempre apetece volver).

El hotel que os traigo hoy está situado al norte de Georgia. La espectacular cordillera del Cáucaso es el telón de fondo para este alojamiento compuesto por 155 habitaciones, todas con impresionantes vistas. El resto se compone de un restaurante que sirve comida tradicional georgiana mezclada con platos internacionales, un acogedor bar con su propia chimenea, una gran terraza para tomar el sol y disfrutar del entorno, un amplio salón con vestíbulo, biblioteca, casino y piscina cubierta (también con vistas a la montaña).

El Hotel Kazbegi fue diseñado por dos jóvenes georgianos, Tbilisi Nata Janberidze y Keti Toloraia. Cuenta con una elegante estructura de balcones y una gran terraza soleada realizada en acero, madera y cristal, construido de tal manera que estuviera integrado lo más posible en el paisaje. Los ventanales del salón, del vestíbulo y habitaciones contribuyen a ello, manteniendo exterior e interior visualmente unidos.

El interior presenta un diseño que refleja la influencia tanto europea como asiática. Suelos de madera natural vestidos con alfombras y muebles de la firma belga Flamant. En el salón y el vestíbulo se han introducido piezas de la reconocida estadounidense Restoration Hardware, que dan un toque rústico y elegante al ambiente. Para dar un aire más cálido, encontramos varias chimeneas y confortables sofás repartidos por el hotel, acompañados de carteles de anuncios originales de la época soviética de Georgia, que recuerdan la historia del país. Las habitaciones siguen el mismo patrón en cuanto a tonalidades crudas y beige, salpicadas en ocasiones con toques de color en verde, rojo o granate (colores que recuerdan a la naturaleza) y un mobiliario sencillo en maderas naturales y hierro, materiales que transmiten confort para no perder el concepto de hotel de montaña.

Después de ver las imágenes quizás penséis que está fuera de nuestro alcance, pues nada más lejos de la realidad, por 81€ la noche se puede disfrutar de este paraíso. ¿Qué os parece?

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Elwood house

Ahora sí que sí, las Navidades han llegado a su fin y la rutina ha vuelto a los hogares. Yo aún tengo que quitar todos los adornos navideños, mis hijas siempre me ayudan a ponerlos cuando llega el momento, es más, suelen presionarme por su ansia navideña, pero cuando les dije ayer que se levantaran del sofá para ayudarme a recogerlos, se hizo el silencio, así que ahí siguen…

Todavía estoy impactada con mi día de Reyes, los que me seguís por redes sociales lo habréis visto. No sé, he debido ser muy buena este año porque la avalancha de regalos que me han traído no ha sido normal y eso que no había pedido nada. Estoy súper agradecida, incluso abrumada.

Hoy pensaba traeros un post relacionado con las rebajas, pero después de tanto regalo me parecía incluso mal ponerme a cotillear mis firmas favoritas, no fuera a ser que me encaprichara de cosas que no necesito. Ahora, si estáis buscando algo en concreto y queréis aprovechar estos días de descuento, dejadme un comentario e intentaré encontraros la ganga perfecta.

Como al final decidí que rebajas no, os traigo un proyecto realizado por Pipkorn & Kilpatrick. No se trata de una vivienda al completo sino más bien un anexo a la casa principal destinado al esparcimiento familiar. El trabajo consistió en el diseño del garaje, la piscina y la actualización de una habitación adjunta para crear un enorme comedor que abriera la casa original al jardín, donde además, se situó una gran chimenea-barbacoa.

Para el proyecto se inspiraron en la vivienda principal, un bonito bungallow californiano con el que no querían competir y por ello para el diseño del anexo apostaron por líneas sencillas y limpias. Suelos de cemento pulido que combinan con las baldosas de piedra que rodean la piscina, grandes vigas de madera con soporte de acero visto, enormes puertas correderas de aluminio que quedan ocultas en la cavidad de la pared, cortinas semitransparentes que dejan pasar la luz, mobiliario en blanco y madera, todo pensando para que la casa original y las nuevas instalaciones, pudieran convivir sin competir. Importante también el trabajo de paisajismo para el que contaron con Kate Patterson.

Yo me quedo con la espectacular barbacoa de la primera imagen y el gran comedor, porque para nosotros no hay mejor plan que un día bbq con amigos…

Fotografía: Martina Gemmola

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Bienvenido 2018…

¡Feliz Año a todos! Ya estoy de vuelta después de una semana de navidad frenética y un largo puente para pasar el fin de año en el pueblo donde hemos comido, bebido y disfrutado como se merecía. Ahora estoy aquí escribiendo el primer post del año cuando lo que me pide en cuerpo es meterme en la cama, mi casa ha sido tomada literalmente por los virus (podéis elegir entre gripe o anginas, tenemos de todo). Pensar que aún quedan tres días más de intensidad navideña me pone los pelos de punta, sí, sí, tres. Mañana hacemos una cena Pre-Reyes con unos amigos de la familia (esto es una tradición); si sobrevivimos, el viernes toca cabalgata y el sábado Reyes. Mi marido y yo además, rematamos el domingo con un entrenamiento intensivo corriendo por montaña para preparar un trail al que nos hemos inscrito para finales de mes (que para él no es mucho, está más que acostumbrado, pero yo sí empiezo el año con la carrera más larga y técnica que he hecho hasta la fecha, así que habrá que entrenar), en fin…

Cambiando de tema, como os dije antes de desaparecer estos días, ha sido el cumpleaños de Decofeelings. Mi primer post lo escribí el 30 de diciembre de 2008 (una fecha algo extraña para un primer post, pero para todo siempre hay un comienzo). Sigo sin creerme que lleve nueve años al pie del cañón, porque aunque mucha gente piensa que detrás de esto hay más de una persona (sobre todo aquellos que me contactan de prensa o de alguna firma), soy sola la que dirige este barco y creedme que después de tantos años, cada vez se hace más difícil. Cuántas veces he llegado a pensar en tirar la toalla, no lo hago porque el blog es como un hijo al que ves crecer, al que adoras aunque a veces te sobrepase; pero la realidad es que hoy en día es tanta la competencia que me planteo si después de tantos años sigo aportando cosas de valor. Espero que sí.

Vuelvo a cambiar de tercio para contaros que si os apetecía conocer mis propósitos para este nuevo curso, os diré que hace bastante tiempo que no los hago. Ponerse metas y objetivos creo que está bien, siempre que sean realistas, pero yo que soy demasiado soñadora y con el plus perfeccionista, este método no me funciona bien es más, a veces me frustra. Prefiero ir alegrándome de las cosas que consigo en cada momento, pero dejándome llevar. No hago listas, no me impongo cosas que sé que no voy a cumplir, sólo intento dar lo mejor de mí, sonreír a mis aciertos e intentar aprender de mis errores.

Por último como ya sabéis que odio el frío, he querido comenzar el año con la mirada puesta en la primavera – verano. No penséis que es pronto que en cuanto terminen las Navidades os encontraréis con los biquinis y toallas en los escaparates :-). Así que ahí va una pequeña representación del nuevo catálogo SS2018 de la firma sueca Affari. Es una pequeña parte de lo que podéis encontrar en sus más de trescientas páginas, aquellas cosas que tanto me gustan, piezas naturales, hierro, velas, preciosos textiles, objetos de decoración, servicios de mesa, complementos para el baño, y un largo etcétera todo ello aderezado con bien de vegetación. Con imágenes así da gusto empezar el año, ahora sólo falta que llegue el calorcito…

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

¡Feliz Navidad!

Hace unos días os daba unos consejos para decorar la casa en Navidad (podéis recordar el post aquí). El artículo ya incluía una pequeña parte respecto a la decoración de mesas, hoy sólo hablaré de ellas, porque son las protagonistas durante las fiestas. Esta noche, al menos para mí, arranca el tour de comilonas. Tengo una cena con amigas, mañana otra por el cumpleaños de mi cuñada, el domingo ya es Noche Buena (menos mal que por la mañana voy a una carrera, espero dejar algunas calorías en el asfalto) y el 25, Navidad. Así que a bote pronto, empiezo con cuatro días seguidos de no parar de zampar.

No sé si en vuestro caso sois de los que os toca recibir en casa y por lo tanto organizar la comida o la cena, o por el contrario vais de invitados. Nosotros lo tenemos repartido como tantas familias, unos días en casa de mi madre y otros con mis suegros, así que exceptuando algún fin de año que lo hemos celebrado en casa con amigos, las tareas más tediosas se las llevan las abuelas.

No sé si lo he comentado alguna vez en el blog, sí es algo que he hablado con amigos, me resulta muy curioso cómo cada familia gestiona estos días de fiesta. En casa de mi madre por ejemplo se le da mucha importancia al arte de comer, los aperitivos y comidas duran eternamente, la mesa siempre viste con sus mejores galas y las sobremesas son larguísimas. Por el contrario en casa de mis suegros, las comidas son más cortas y el protocolo es menor, ahora podemos estar abriendo regalos tres horas fácilmente. Además de la manera de ser de cada uno -no hay mejor ni peor, sino distinto- creo que tiene mucho que ver el hecho de que mi familia sea pequeña y la de mi marido grande, por lo que nosotros nos damos a la tertulia mientras que en casa de mis suegros y con nueve nietos ansiosos de Navidad, lo de menos es el comer, ellos van a lo que van: los regalos.

Por si sois de los que os toca acicalar la mesa os traigo varios ejemplos para que seáis los mejores anfitriones, da igual cuáles sean vuestros gustos ya que las traigo clásicas y elegantes, minimalistas, naturales o de estilo nórdico, para que cada uno se inspire con lo que más se identifica.

Yo tengo dos tendencias claramente favoritas. Por un lado, el acertado combo del negro y dorado, nunca falla si lo que buscamos es aportar elegancia a un espacio. Y por otro, me voy justamente a lo contrario, a las mesas minimal con toques naturales que dan un aire más fresco y desenfadado (veréis en las imágenes cómo unas simples ramas pueden vestir una sencilla mesa).

Si os encanta la idea de las vajillas clásicas pero no queréis que el conjunto se vea demasiado barroco o recargado, podéis optar por mezclar piezas, ya sabéis que lo antiguo y lo nuevo se llevan muy bien. Cuando monto mi mesa con la vajilla de la Cartuja de mi abuela (una cerámica con más de cien años de antigüedad), la combino con otras piezas menos importantes, de tal manera que toda la atención se dirija a la misma y eso que soy de las que ponen hileras de cubiertos, todas las copas que se necesiten, platos de pan, etc. vaya una mesa completita, como me enseño mi madre.

Ya sólo me queda deciros que los próximos días, aunque tengo previsto escribir algún post, no lo haré con mi calendario habitual. Son momentos para estar con la familia y amigos así que un poco de desconexión nos vendrá bien a todos…

¡Felices Fiestas!

Imágenes de mi panel de Pinterest: Christmas
Imagen portada via

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Fiesta de pijamas

Llegan las vacaciones de Navidad, mucho tiempo libre para los peques de la casa y no tanto para los mayores. A pesar de los múltiples compromisos familiares y con amigos, los niños siempre quieren más porque ellos son incombustibles, les va la marcha :-). Que levante la mano a quien su hija o hijo no le haya pedido alguna vez una fiesta pijama, me atrevería a decir que el cien por cien de los que estamos por aquí hemos vivido alguna, mejor o peor organizadas, eso ya depende de las posibilidades de cada uno y del espacio disponible.

Hace unos días viendo en Instagram las Stories de Paloma, de @7ParesdeKatiuscas, me quedé sorprendida de la fiesta que le había montado a sus hijas. No la había organizado ella sino una empresa llamada Mimos y Monas que se dedican a realizar todo tipo de eventos para niños (fiestas pijama, cumpleaños, bautizos y comuniones, baby showers, etc.) Habían dispuesto en el salón varios tipis, cada uno con dos camitas dentro y frente a ellos, unas bandejas personalizadas para la cena, todo cuidado al detalle. Además habían montado una zona de karaoke, otra para palomitas, un dispensador de zumos, etc. Imaginad la ilusión de sus hijas, en aquel momento incluso a mí me dio ganas de unirme a la fiesta :-)

Si sois creativos y os apetece organizar el evento por vuestra cuenta, que sepáis que también tenéis la opción de alquilar todo lo necesario, como un candy bar, cajas de fruta restauradas, expositores y el mobiliario que necesitéis para que la fiesta quede perfecta. Y si os quedáis en blanco con los regalos, también los hacen personalizados (kits de arte, bolsas de tela, trenzas y coronas de princesas, cajas de bienvenida para bebés, cajas con sorpresas para cumpleañeros, etc.)

Me ha sorprendido mucho al ver sus redes, cuánta gente famosa e influencers han confiado en sus servicios, eso sólo significa una cosa: que Mimos y Monas dan un gran servicio, porque ya sabemos que los famosos no hacen publicidad a cualquiera ;-)

En verano y al aire libre mucho mejor ¿no creéis?

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.