Casa de campo de estilo Craftsman

No es la primera vez que os muestro una casa de estilo Craftsman, aunque me doy cuenta que hasta ahora no le había puesto nombre. La palabra se traduce literalmente como “artesano” y nace en el primer tercio del siglo XX en Norteamérica a raíz del movimiento Arts & Crafts, una corriente artística que pretende volver al respeto por la materia prima y la fabricación artesanal.

En la estética de estas casas no faltan los detalles de calidad, como las buenas carpinterías, las vigas expuestas, el hierro, chimeneas a menudo realizadas con materiales naturales como la piedra. Se caracterizan también por transmitir interiores sencillos y acogedores, con mobiliario que hace referencia también a elementos provenientes de la naturaleza como la madera, el cuero, el mármol,… En definitiva son casas que tienen esa filosofía que tanto me gusta encontrar cuando os enseño una vivienda, tengan o no este estilo.

Esta casa de campo es todo un capricho, un tres en uno. Tiene una vivienda principal de 185 metros cuadrados, con cuatro dormitorios y dos baños; casa de invitados con todo lo necesario para estar independiente (cocina, salón-comedor, baño y dormitorio) y por último, un cobertizo en el jardín que han convertido en despacho o zona de estudio. La vivienda se encuentra en un barrio de Los Ángeles donde sólo se ven casas tipo “Craftsman” o “Farmhouse”. Shanty Wijaya de Allprace Properties fue la encargada de dar forma a este proyecto, podéis ver el antes aquí, el cambio es radical.

Empezaron la transformación poniendo los suelos de madera, se colocaron en algunas zonas paneles laminados en las paredes y en otras papel pintado de Farrow & Ball. Para dar acento y contraste, algunos elementos como las estanterías del salón o los muebles de cocina se pintaron en un tono azul intenso que se repite en otras zonas de la casa como en los hidráulicos del baño, en alguna mesilla de noche e incluso en las cortinas de la casa de invitados.

La cocina, a pesar de estar pintada con este azul tan intenso, no se ve nada pesada gracias que se ha compensado con una encimera y la trasera en mármol blanco que lo hace todo más ligero. También ha sido un acierto haber prescindido de muebles altos y sustituirlos por ligeras baldas.

A su lado tenemos una de las zonas que más me gusta, el comedor. Las mesas redondas siempre han sido mí debilidad, ya que permiten que la conversación fluya mejor entre los comensales y ésta, íntegramente de madera (sillas incluidas) con unas bonitas vistas al exterior y el papel pintado que rodea la ventana, no puede parecerme más acogedor.

Otra habitación de la que me he enamorado es el dormitorio con salida directa al jardín que lleva un papel pintado geométrico, ¡qué pena no saber de dónde es esa maravillosa cama! y las mesillas azules que también me encantan. A su vera, el precioso baño con hidráulicos azules inundado de luz gracias a una claraboya sobre la bañera.

El jardín también es súper acogedor con varias zonas para estar, comer, o simplemente leer. Desde allí se puede ver la casita de invitados y el cobertizo. La casa de invitados realmente es un “todo en uno”, el único espacio cerrado es el baño, lo demás comparte espacio, cosa que es lógica cuando vas de visita a cualquier sitio, realmente necesitas poco para sentirte como en casa, el mero hecho de viajar y salir a disfrutar, ya nos hace felices.

Es curioso el tema del cobertizo, un lugar que han destinado como estudio y zona para practicar yoga. No sé si es que en los 185 metros de la casa no encontraron un lugar para poner un despacho, o no prefieren practicar ejercicio en el jardín más aún viviendo en California con la buena temperatura que hay :-) Curiosamente hay gente para todo.

 

Casa de Invitados

Cobertizo

Fotografía: Jessica Alexander

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Apartamento en Estocolmo

Mi marido, como buen profesional del marketing y la publicidad que es, me ha soltado una cariñosa charla mientras desayunábamos sobre mis escasas estrategias de venta. Lo reconozco, el “auto bombo” nunca se me dio bien y aunque sé que es absolutamente necesario contar lo que hago para vender mis servicios, la realidad es que cuando pienso en contenidos tanto para el blog, como para las redes sociales, instintivamente busco otras cosas, no me da por ir recurrentemente a los proyectos que he hecho yo.

Hace tiempo que no os muestro nada lo que no significa que haya estado parada, aún tengo pendiente enseñaros las reformas integrales de dos chalets a punto de terminar. Otro que no podré mostraros porque no siempre los clientes están dispuestos a enseñar sus casas, respeto cien por cien. Por último estoy ahora trabajando en un proyecto de decoración precioso, de momento está siendo de manera online, hasta que se pueda hacer de forma presencial.

La casa que estoy decorando, aunque en estilo nada tiene que ver con la de las imágenes, sí tiene algo en común, los grandes ventanales y la doble altura. Podéis imaginar lo que se puede hacer con espacios como estos, ojalá sus propietarios me permitan enseñar el resultado cuando el proyecto esté terminado.

Sólo he tenido que ver los ventanales de esta vivienda situada en Estocolmo para enamorarme de ella y cuando he visto su interior, todavía me ha atraído más. Tiene una mezcla de piezas súper interesante, no es la típica de estilo nórdico sin más, se han introducido elementos que aportan un interés extra a ciertos espacios, como el armario azul grisáceo que delimita la cocina con la entrada (sólo visualmente porque no hay separación), o las escaleras, que al ser de hierro le dan un aire más fabril al espacio. Me gusta también cómo el color negro destaca sobre un espacio tan inmaculadamente blanco, en el armario-vitrina del comedor, en la iluminación (incluidos los apliques), la escalera como decía antes, las vigas del segundo piso, los radiadores, ciertos elementos del baño, etc.

Para el dormitorio principal se ha elegido sin embargo un azul grisáceo intenso que acentúa la pared del cabecero; por ponerle un “pero” a esta habitación, diría que las disposición de las mesillas no es la correcta, quizás en la foto no se aprecia bien el espacio que queda entre las mismas y la cama, pero parece más bien poco. Puestas de manera tradicional y si no caben, sustituyéndolas por unas más pequeñas, lo mismo te ahorrarías unos cuantos moratones en las piernas :-).

Otro de los atractivos de esta casa sin duda es el patio. Si la luz y los espacios verdes son un privilegio vivas donde vivas, imaginad en Suecia, cuanta más luminosidad mejor.

Imágenes vía

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Arte y estilo scandi-francés

Esta mañana ha comenzado a seguirme en Instagram una galería de arte online de Barcelona y me decían que les había enganchado mi perfil porque no encontraban muchas cuentas de decoración que además le dieran importancia al arte. Ya sabéis que yo no concibo lo uno sin lo otro. No me considero una entendida de la pintura ni de la escultura, tampoco es que haya estudiado bellas artes, lo único que sé es que una obra tiene el poder de transmitir sensaciones, para bien e incluso para mal, poderoso arte. Luego está el ojo del que lo mira y ahí es donde viene la magia, lo que para mí es bello o puede decirme mucho, para ti puede no serlo, ahí está la gracia, en que cada uno encuentre lo que le llene.

Por casualidad también he encontrado esta casa que uno, desprende personalidad a raudales (como el arte quizás no os guste a todos pero para mí ha sido un WOW por fin, ya me cuesta encontrar cosas que me impacten de verdad) y dos, como veréis su decoración gira en torno al arte, así que al hilo de lo que os contaba me viene que ni pintado ;-)

No es una gran vivienda, son 65 metros cuadrados muy bien aprovechados. En ella viven una productora de cine, su hija de 11 años y su gatita. Le encargaron el proyecto de interiorismo a Yana Molodykh, con el único requisito de conservar alguna de las piezas que ya tenían de su vivienda anterior y por supuesto que sus obras de arte fueran las protagonistas, tanto como para que influyeran en la gama cromática a seguir. De ahí que los múltiples tonos azules, desde los más intensos a los más claros, se repartan por las zonas comunes y el dormitorio principal creando sensación de continuidad y armonía.

Muchos de los muebles se hicieron a medida, como el aparador de la primera imagen, la mesa del comedor, los muebles de la cocina o la cómoda del dormitorio, todos ellos de buro150. Hablando de la cocina, es una de mis zonas favoritas, no tengo que decir lo que me gusta el color, creo que es evidente, pero ¿os habéis fijado en los azulejos retro del salpicadero? Son espectaculares.

Otra gran idea me parece cómo se ha resuelto el largo pasillo, por un lado el gran espejo duplica el espacio haciendo que parezca menos estrecho, además en uno de los laterales se ha puesto zona de almacenaje, que como veréis también juega con la textura en su superficie, otra manera de evitar el “efecto tubo”. Y para enfatizar más aún, un preciso suelo geométrico con baldosas de Vives Cerámica y un gran cuadro, hace de esta estancia algo más que un simple lugar de paso.

El dormitorio principal tiene su punto focal en la zona del cabecero, con un simpático papel pintado de conejos en tonos grisáceos en contraste con el liviano cabecero de madera, la consola y el espejo de la firma RD Wood. Todo el mobiliario del dormitorio infantil sin embargo, procedía de su casa anterior, por lo que sólo tuvieron que añadir el papel pintado rosa con topos dorados para que quedase así de mono. Por último el baño también se dejó en un rosa empolvado combinado con azulejos blancos en espiga y se hizo un mueble a medida con sobre de mármol, consiguiendo un resultado elegante y chic.

¿Qué os parece la casa? ¿Os abruma el arte o sois fans como yo?…

Imágenes: Julia Yakubishina Info Vía

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Espacio en Blanco

Si por el título habéis pensando que encontraríais una casa donde el blanco era el color predominante, error. Espacio en Blanco es el estudio de interiorismo encargado de la rehabilitación de esta vivienda de Barcelona, donde lo que se buscaba precisamente era resaltar todo el potencial del mobiliario, el colorido de los textiles y las obras de arte, eso sí, bajo un telón de fondo luminoso y blanco pero que nada tiene que ver con el nombre del estudio :-)

Si me conocéis no hace falta que os diga que ha sido suficiente ver la imagen del salón para intuir que lo demás estaría muy en sintonía con mis gustos y no me equivocaba sino todo lo contrario, la cosa ha ido a mejor.

El gran salón es el eje central de la casa del que parten el resto de habitaciones. Se respetó la chimenea original de los años 70 para crear contraste con la reforma de carácter más contemporáneo. A partir de ésta se diseñó una estantería a medida de chapa de hierro negro barnizada. De esta forma se crea todo un frente que sirve como biblioteca, zona de televisión y estar con chimenea (enamorada me tiene).

Los espacios se conectan o separan a demanda para dar paso a una circulación fluida y también a la luz, como el recurso de la puerta de hierro y cristal corredera existente entre cocina y salón que te permite por ejemplo, mantener el espacio cerrado cuando cocinas.

El comedor merece una mención aparte. Se mantuvieron las molduras originales y se pintaron a juego con la maravillosa mesa color azulón diseño de Barbara Aurell. Para rebajar tanta información de color, se añadieron contrastes naturales con las famosas sillas Wishbone de Carl Hansen y la conocida lámpara de Isle Crawford de Ikea ¿Quién dijo que el diseño clásico, el contemporáneo, el mid-century y el democrático, no iban bien juntos? Esta sin duda es una mezcla magistral.

Una de las cosas que más me gusta es la distribución del dormitorio principal. La realidad es que aunque no soy muy aficionada a la moda y no poseo gran cantidad de ropa, cuando veo cómo está resuelto el almacenaje y aprovechado el espacio al milímetro para sacar una zona de vestidor y a su vez acoger la cama con las mesillas integradas, me parece un sueño. Por supuesto está hecho a medida. Esta solución la tengo en la cabeza desde que se la hizo mi ebanista a un cliente y aunque viva en un chalet, mi dormitorio no tiene las dimensiones adecuadas para replicar la idea. Pero qué más da, si no sabría con qué llenar tanto armario :-)

Si os dais cuenta el dormitorio es el único espacio donde los tonos neutros son protagonistas, porque una vez cruzamos al baño vuelve a aparecer el color. Nos sorprende un lavabo en tonos rosas combinado con una pared azul. ¿Quién dijo miedo?

Os dejo disfrutar de esta belleza, mires por donde mires es una casa para tomar apuntes. No os perdáis la colección de réplicas de sillas icónicas de la última foto, yo podría añadir una que ellos no tienen, una “mini Thonet” que tengo en el pueblo y compré en un mercadillo de Portugal ;-)

Imágenes vía

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Leanne Ford

Cuando los trabajos derrochan tanta personalidad difícilmente puedes decantarte sólo por uno, así que si después de estas pequeñas pinceladas a modo de popurrí de los proyectos de Leanne Ford os quedáis con más ganas como me pasó a mí, no os quedará más remedio que pasar por su web y meteros un chute de inspiración en vena, lo cual en este caso os aconsejo impetuosamente.

Seguía el trabajo de esta mujer por Instagram y no sé por qué nunca me había dado por escribir un post, quizás no sabía por dónde pillarla. No se acoge a patrones, no siempre sigue unas normas, como veréis lo bueno que tiene es que hace precisamente lo que le pide el cliente, sabia decisión. De ahí que veáis algunas viviendas al más puro estilo “cottage” americano, otras modernas, las hay adaptadas a sus inquilinos amantes del arte, o a los más rústicos y vintage.

De algunas piezas me he enamorado, como la que hace las veces de lavabo en “The Crissman Project” que en realidad no lo es (es una maceta de piedra vintage). También hay bonitas y prácticas soluciones como las colchonetas que sirven de sofás de día o camas de invitados en la pequeña buhardilla en “The Smith Project”, por no hablar de la bañera de latón de la misma vivienda, maravillosa. Y así en cada uno de sus trabajos encontramos piezas con encanto. Mi debilidad son aquellas con solera y de aspecto rústico (aunque a la moderna chaise longue de cuero negro tampoco le haría ascos).

Para completar su trayectoria como interiorista, Leanne Ford se ha lanzado a diseñar su primera colección de mobiliario, decoración de hogar y textil para la firma Crate & Barrel. La define como una mezcla entre Mediterránea, mid-century, wabi-sabi, tradicional y scandi, donde encontraremos muchos elementos naturales, acero envejecido, roble blanco y elementos atemporales. Un mix perfecto. Al final del post os he puesto unos cuantos ejemplos de muebles que podemos encontrar, pero recordad que también hay elementos deco y textil, así que si os gustan mejor visitar la web.

Os dejo con sus maravillosos proyectos, inspiradores donde los haya!

THE RINAMAN PROJECT

THE SMITH PROJECT

THE CRISSMAN PROJECT

THE HINE PROJECT

THE WILSON PROJECT

Algunas de las piezas de Leanne Ford para Crate & Barrel

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Black is Black…

Seguro que cuando os hablan de los países nórdicos y de su estilo decorativo, enseguida os viene a la mente espacios muy neutros (incluso blancos), maderas naturales sin tratar y una cierta tendencia al minimalismo. Hoy os traigo algo muy distinto y radicalmente opuesto, una preciosa casa a tan sólo 10 km al oeste de Ámsterdam, donde el negro y los las tonalidades oscuras son los protagonistas. Ya conocéis mi adoración por el negro, pero si además está combinado con unos enormes ventanales donde el factor riesgo de oscuridad ya no existe, se crea un combo perfecto. La elegancia del color sumado al plus de la luz natural.

Esta vivienda, realizada por el estudio de arquitectura Arjen Reas Architecten tiene la peculiaridad de estar construida frente a un dique. El terreno tiene cierto desnivel que se ha aprovechado para crear distintas alturas dentro de la misma y los grandes ventanales, permiten disfrutar de las vista hacia el agua, al gran jardín trasero y a lo lejos, a la capital holandesa.

La fachada está realizada en madera pintada en negro combinado con un techo de metal del mismo color, pero fuera de parecer un bunker pesado, las grandes cristaleras favorecen el tránsito de la luz y dinamizan la visión de la vivienda.

Desde la entrada principal se accede a la cocina, que consta de un gran frente de almacenaje en color blanco y una gran isla con gaveteros negros en contraste. Ni hablar de lo que tiene que ser cocinar ahí con esas vistas al exterior.

La cocina comparte el mismo nivel que el salón con chimenea, a la que se ha enfatizado pintándola de color negro. Pero el resto del espacio destaca por sus cálido sofá en cuero marrón, una cómoda antigua empleada como mueble bar y muchas obras de arte que recorren la pared a ambos lados de dicha chimenea. En un nivel más alto encontramos la zona de estar con el enorme chaise longue y de nuevo como punto focal, la pared donde está instalada la televisión, pintada de negro en su totalidad. Un buen truco cuando quieres aportar sensación de profundidad.

La parte trasera de la vivienda, donde se encuentra el salón y el comedor, se cierra con una enorme cristalera que da al gran jardín. Para salvar el desnivel se ha creado una pequeña zona de estar con dos tumbonas desde donde disfrutar las vistas. En la planta superior la familia dispone de dos dormitorios infantiles con su baño y el dormitorio principal con baño en suite. Esta habitación necesita mención aparte, porque ¿cómo es esa pared pintada en un azul intenso con el cabecero y la lámpara en tonos oscuros, que contrastan con los suelos de madera en espiga y el gran ventanal con esas vistas? No tengo palabras.

Y visto lo visto, ¿seguís pensando que en el estilo nórdico imperan siempre los tonos claros u os convence también esta versión donde la elegancia del negro es protagonista? ¿Cuál os gusta más?

Vía: Arjen Reas Architecten / Fotografía: Luc Buthker / Visto en: Contemporist

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

La importancia del Home Staging

Este sábado he quedado a comer con una amiga emprendedora cuyo negocio está basado en el Home Staging. Nos conocimos en 2013 en un curso de emprendimiento en la casa de @oyedeb y me sorprendió cuando me enteré que su vida había acabado por estos derroteros ya que su idea inicial de negocio era bien distinta, así que estoy deseando que llegue el sábado y me cuente el porqué de este cambio. Nuestras vidas se separaron desde entonces, pero este mundillo “deco” es pequeño y casualmente nos ha vuelto a unir, así que después de seis años volvemos a vernos y podré conocer de primera mano el nacimiento de @nuriahidalgoalba, no sólo Home Stager sino también decoradora, fotógrafa y asesora en crear hogar, y yo por mi parte le contaré cómo ha evolucionado durante estos años mi @decofeelings.

Creo que Nuria ha encontrado un nicho donde al menos en España, queda mucho por hacer. Soy una fiel seguidora de páginas de venta de inmuebles, me gusta conocer cómo está el mercado aunque la mayoría de las veces me acabe cabreando porque pienso que estamos locos. Pequeña reflexión que os hago, señores que nos vamos a pique otra vez, según lo que veo vamos camino de una nueva burbuja inmobiliaria. En el pueblo donde vivo la gente se ha lanzado como locos a la venta de viviendas a precios de 2007-2009, vaya que aquí no puedes vivir a no ser que dispongas de una media de 350.000€ si es un piso y 400.000€ si es un chalet ¿estamos locos o qué? eso o puedes optar por un pisito pequeño, antiguo y sin ascensor por unos 150.000 (puedes comprarlo y luego sube escaleras toda la vida e invierte en una reforma integral, porque tendrá más de 30 años). Otra es intentar alquilar pero no se puede, ni caro ni barato, desde que pusieron en la entrada del pueblo la universidad de Iberdrola, está todo ocupado (de ahí que la gente quiera aprovechar para vender).

A lo que iba, cuando veo lo que hay en Idealista pienso ¿pero de verdad quieres vender así tu casa? ¿Te has parado a pensar que la gente cuando busca vivienda y ve las imágenes publicadas, lo que quiere es imaginarse viviendo en ese hogar? Pues os diré que más de un 70% de las fotos que aparecen en inmobiliarias y demás, no están nada cuidadas. Lo primero y más importante es que la casa esté limpia y recogida, lo ideal es que no haya demasiados objetos personales (me refiero a fotos o cosas que nos definan mucho, precisamente para que el comprador pueda imaginarse la casa como suya). El caso es que se vea ordenado y limpio, parece obvio pero he visto tantas casas caóticas a la venta, que igual para algunos no lo es tanto. Las fotos mejor hacerlas en un día soleado, así la casa se verá más bonita y luminosa, incluso más grande. Hay que prestar atención también a los pequeños detalles, yo me fijo en cosas como las tapas del váter, detesto ver una foto con estas abiertas, aunque el baño sea nuevo me da sensación de suciedad. Son sólo detalles pero la percepción cambia tanto como para que en un pequeño instante, una persona decida o no visitar el piso en base a lo que ha visto.

Y como ejemplo os enseño uno de los países expertos en Home Staging y en el buen hacer a la hora de poner pisos en venta. Este apartamento de 70 metros cuadrados se encuentra en la ciudad de Linnégatan (en Göteborg, Suecia) y está en alquiler en la famosa web Alvhem, donde podéis encontrar un montón de ejemplos donde inspiraros para saber cuál es la mejor manera de presentar vuestra vivienda si estáis pensando ponerla a la venta u ofrecerla en alquiler.

Mi recomendación particular, si pensáis que no seréis capaces de crear el espacio idóneo para que vuestra casa se vea perfecta, acudid a un profesional, la inversión que haréis revertirá en vuestro beneficio, posiblemente en la reducción del plazo de venta y también en el valor de la misma.

Imágenes: Alvhem

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Y llegó el otoño…

Y llegó para mí el temido otoño, no sólo temido porque no me gusta, es que los virus ya rondan por casa a sus anchas, primero mi marido y ahora mi hija mayor y yo, no falla. Cambio de estación, cambio de temperaturas y todos enfermos, espero que la pequeña se libre.

Me consta que sois muchos los que lo estabais deseando, la verdad es que suena bucólico eso de coger la mantita y tomarse el café calentito en el sofá mientras ves una seria de Netflix, pero todos sabéis que esa realidad como mucho pasa el domingo, el resto de la semana es salir de noche a trabajar, llegar de noche y pasar frío ¿dónde está la gracia? Ah! ya… en las hojas que caen de los árboles, que cubren las calles de amarillo y dejan ese precioso escenario de película, es eso ¿verdad? ;-)

Vale me callo, creo que ya podéis apreciar mi adoración por la época de frío. He encontrado la solución, me voy a buscar esta casa y me convierto en oso para hibernar, ya si eso nos volvemos a ver en primavera.

En serio, cuando veáis esta vivienda comprenderéis lo afortunados que son algunos ¡menuda maravilla! Pertenece a Noelia Peinado, dueña de la firma de moda Meisïe y su marido (medio holandés, medio danés), que decidieron llevar a cabo su sueño y vivir en una cabaña de estilo nórdico en mitad el bosque.

La casa como es de suponer, es mayoritariamente de aspecto nórdico, aunque quisieron añadirle piezas de aquí y de allá, como la alfombra del recibidor que proviene de la India. Como el objetivo era disfrutar del exterior, la vivienda es de concepto abierto así comedor, salón y cocina conviven en un mismo espacio, donde además se dispusieron grandes ventanales para no perder de vista el bosque que les rodeaba. Muchos de los muebles así como la casa, fue construida por Vicenç Torrent con ayuda de su padre, constructor y también carpintero, la mesa de la cocina entre muchas otras, es una pieza suya. En esta, se combinó la madera con el microcemento en zonas como la encimera y la península, y en el frente de la nevera también se introdujo paredes de pizarra. El resultado es espectacular, es una de mis partes favoritas de la casa; una cocina pequeña en “U” donde no le falta ni diseño ni funcionalidad.

El dormitorio principal es como para no salir de la cama, un refugio. Si miras hacia arriba encuentras todo ese entramado de vigas de madera tan reconfortante y si te giras, te esperan las vistas al bosque, como para hibernar ¿no? Además posee su propia zona de estar con estufa y un baño en suite con el armario incorporado, todo siguiendo la misma estética que el resto de la vivienda.

En el dormitorio infantil, el armario es el que se encarga de dar independencia a cada una de las camas. Los cabeceros están hechos con las mismas lamas del suelo y paredes, de esta manera la coherencia decorativa continua.

En el exterior, revestido de piedra, nos encontramos con un porche que utilizan tanto en verano como en invierno porque las vistas son inmejorables. ¿Queréis saber dónde está la casa? A tan sólo media hora de Barcelona. Lo dicho, gente con suerte…

Fuente vía

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Suma Cruz

Ayer falté a mi cita con vosotros y es que no consigo ponerme al día. Me han salido varios proyectos de obra y decoración (o están en vías de serlo si es que aprueban los presupuestos, crucemos los dedos); por otro lado, mis hijas acaban de empezar el instituto porque las fiestas del pueblo terminaron el martes. El mismo día, el seguro pintó el garaje y el cuarto de la plancha debido a la inundación que sufrí este verano, tengo que llamar para que vuelvan, menudo cuadro tengo ahí abajo, el cuarto de la plancha ya está operativo, pero en el garaje me han hecho una chapuza integral. No culpo al pintor, el seguro no puede mandar a un solo hombre a currar durante 12 horas seguidas (esto es literal) y pensar que las cosas quedarán bien, no se han tapado las grietas, hay pegotes por todas partes y en lugar de ser la pared blanca parece que tengo estuco gris, vaya que se ha quedado monísimo :-( Ando como pollo sin cabeza, con mil cosas rondando mi cerebro que al final me hacen ser menos productiva de lo que quisiera. Y perdón por el rollo, pero qué bien viene desahogarse por aquí. Voy con lo os venía a contar.

Ayer por mañana bicheando por Instagram me topé con este vídeo de Westwing, que os pido que veáis (tan sólo os robará un par de minutos pero todo lo que yo pueda describiros en mi post, lo tenéis resumido ahí). Quizás la casa no sea del gusto de todos vosotros, o no os sintáis identificados, pero esto es lo que yo llamo una vivienda con personalidad, una casa con “duende”, de las que cuando entras identificas a la persona con el espacio.

Susana Cruz es la propietaria de la firma de joyas Suma Cruz. Si nuestra Reina Doña Leticia se fijó en ella para lucir sus diseños, no tengo que explicar hasta dónde ha llegado de alto empresarialmente hablando. Y aunque sus joyas y tocados son maravillosos, con ese aire antiguo, vintage y refinado, no vengo a hablaros de joyas sino de su casa con la que me topé y me quedé en shock.

Dentro de ella encontramos un universo de fantasía, de colecciones, de arte por doquier, piezas compradas por impulso que más tarde terminan por encontrar ubicación en su casa. Diría que son pocas las personas capaces de hacer esto con acierto y sobre todo con objetos tan originales, pero está claro que ella tiene vista.

Aunque ha creado distintos rincones en casa donde sentirse a gusto dependiendo de la actividad que vaya a realizar en cada momento, su pieza favorita es la mesa roja de bambú del comedor. No digo que no sea original, que lo es, pero a mí más me lo han parecido los dormitorios, sobre todo el infantil. En cuanto a filosofía estoy con ella, no soy de amueblar las habitaciones de bebé al completo puesto que necesitan muy poco y realmente el tiempo pasa rápido, es mejor invertir cuando son algo más mayores. Desde luego ella ha creado un espacio donde cualquier niño querría pasar horas jugando, es una habitación de cuento y lo que más me gusta es que no falta el arte, ni el moderno ni tampoco el clásico, porque no tienen por qué ser incompatibles con las zonas de juegos, las pizarras, los tipees o cualquier cosa que queramos poner en ellas.

El dormitorio principal también me parece súper original, ¿podríais dormir con unos cabezudos a los pies de la cama? yo no lo tengo claro, pero no puedo decir que el conjunto no me guste. Proceden de la tienda Gastón y Daniela de Madrid (al igual que el papel pintado), una vez adornaron el escaparate de la tienda y fueron retirados, Susana Cruz los adquirió en la tienda Rue Vintage 74.

Si queréis conocer un poco más, bajo las imágenes os he dejado unos links de un par de entrevistas muy interesantes con muchas más imágenes y de nuevo el vídeo de Westwing donde ella misma nos lo cuenta. Cambiando de tema y hablando de Westwing os contaré que si queréis daros un capricho pinchando en este link obtendréis un cupón de descuento de 20€ para vuestra primera compra, un pequeño aliciente para superar la cuesta de septiembre y preparar la casa para el otoño.

Os dejo, no sin antes deciros que mañana es el cumpleaños de mi hija mayor, no puedo creer que cumpla 15 años, ¿dónde fue a parar el tiempo? ¡Madre mía!

¡Feliz fin de semana! 

Imágenes: Nuevo Estilo, Con Botas de Agua, Westwing

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Nuevo servicio: proyectos online. Salón en Barcelona.

Muchos son los que me preguntan por mis servicios, es probable que no lo tenga bien definido en el blog así que ya tengo tarea para este verano, pero os adelantaré en este post que yo los divido en tres ramas. Por un lado y el más obvio el que se genera a través de los post o las RRSS (colaboraciones con marcas, post patrocinados, etc.); por otra parte las obras, donde por supuesto no trabajo sola, ahí soy una pieza más de un equipo que lleva al frente de una empresa de reformas más de 40 años (son buenos, muy buenos); y por último mis proyectos de decoración, en estos sí estoy sola y hoy os quiero presentar el primero que hago online, ya que mi clienta no era de Madrid sino de Barcelona.

De las necesidades surgen las oportunidades, esto es una realidad como un templo. Hasta ahora siempre me habían salido proyectos de decoración en la capital, parte de los servicios que ofrezco es acompañar al cliente a las tiendas y claro, eso en otras provincias se me hace imposible o tendría que tener unas tarifas desorbitadas ;-) Hace un tiempo contactó conmigo una chica de Barcelona pidiéndome si le ayudaba a cambiar su salón, me dije ¿y por qué no? Le expliqué cómo había trabajado hasta el momento y si no le importaba hacerlo de manera online, por mí no había ningún problema, aceptó de buena gana.

Los primeros pasos son prácticamente iguales tanto para un proyecto presencial como online, la única diferencia es que en este último caso es el cliente el que me envía las fotos y las medidas en lugar de desplazarme yo a la vivienda. La charla que tendría con la persona para conocer gustos estéticos, qué busca con el cambio, qué necesidades tiene, etc, lo hago igualmente, pero por email en el caso de online.

Una vez tengo el plano, las fotos y una idea de lo que quiere la persona, me pongo con lo que más me gusta, la búsqueda de piezas. Para llegar a lo que veréis bajo estas líneas, mi clienta recibió unas diez presentaciones diferentes. Por ejemplo, con la mesa de comedor, el mueble de televisión, la vitrina y las sillas acertamos a la primera o segunda propuesta, pero con la mesa de centro tuvimos más problemas. Mi clienta ya había comprado el sofá (lo veréis en la última imagen) y ocupa bastante visualmente, por lo que aunque ella quería una mesa rectangular con cajones, le convencí de que lo idóneo sería una redonda para no interferir en el paso, pero nada le convencía, así que acabé por enseñarle las mesitas nido de cristal que finalmente le gustaron. Ocupan poco y en un momento dado pueden separarse si tienes reuniones, o ponerlas por ejemplo de apoyo en distintas zonas del sofá y servir comida para que así puedan acceder todos los comensales.

El estilo lo tenía claro, quería que predominara el nórdico pero me dijo que no le disgustaba si había algún toque industrial, de ahí que me atreviera a meter el mueble de televisión que además de ser en madera, elemento común de todo el espacio, está perfilado en hierro. Para contrastar la madera y el hierro puse un punto femenino en rosa empolvado en dos de las sillas del salón, en la lámpara de pie y en la alfombra (que aunque es un rosa muy sutil, unifica todo el espacio).

No podían faltar unas plantas aquí y allá para completar la decoración y unos cojines que si bien elegí los diseños que me cuadraban para el salón, como es algo secundario le dije a mi clienta que podía comprar estos u otros siempre y cuando siguieran patrones en beige, negro, marrones y rosas empolvados a ser posible con distintos tamaños y texturas para realizar una bonita composición en el sofá.

Por último, y con las piezas elegidas, recibió una lista de la compra con el link de cada producto donde se puede comprar bien online o bien acercándose a la tienda en algunos casos, muchas de ellas tienen delegación en Barcelona. Como remate le envié un diseño 3D de cómo quedará su salón una vez se haya hecho con todas las piezas.

Si como ella queréis que os ayude con vuestro proyecto, ya sea de manera presencial (en Madrid) u online, no tenéis más que contactar conmigo: contacto@decofeelings.com

Espero que os guste el proyecto y comunicaros que hoy mismo me voy de vacaciones así que, al menos en el blog, no estaré operativa hasta finales de agosto o principios de septiembre. Podéis seguirme si queréis, como siempre por RRSS.

¡¡Feliz verano!!

Piezas seleccionadas

Lista de la compra:

1.- Mesa de comedor: https://www.maisonsdumonde.com/ES/es/p/mesa-de-comedor-extensible-de-4-a-8-personas-l-90-180-provence-131359.htm
2.-  Sillas rosas: https://www.maisonsdumonde.com/ES/es/p/silla-escandinava-rosa-palo-con-roble-macizo-ice-175388.htm
3.- Sillas blancas: https://www.maisonsdumonde.com/ES/es/p/silla-escandinava-blanca-con-roble-macizo-ice-147060.htm
4.- Mueble TV: https://www.maisonsdumonde.com/ES/es/p/mueble-de-tv-industrial-de-abeto-macizo-y-metal-long-island-116977.htm
5.- Vitrina color arena: https://www.banak.com/item/UX-0534A/emile-vitrina-estrecha-arena
6.- Mesa de centro: https://www.laredoute.es/ppdp/prod-350038942.aspx
7.- Lámpara de techo: https://www.maisonsdumonde.com/ES/es/p/lampara-de-techo-de-bambu-blanca-157978.htm
8.- Alfombra: https://www.maisonsdumonde.com/ES/es/p/alfombra-rosa-160×230-runway-190002.htm?page=2
9.- Lámpara de pie: https://www.mivinteriores.com/lamparas-de-pie/3789-lampara-de-pie-umbrella-rosa.html
  • Los cojines podrían ser los que he elegido o cualquier otro que vaya en gamas neutras, rosa palo, con alguna raya o textura negra (los mismos colores que tiene el salón).

Antes

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.