Obsesión por la cerámica…

Lo mío con la cerámica empieza a convertirse en una obsesión. Ya conocéis mi debilidad por las cosas hechas a mano y desde hace tiempo (sobre todo desde que soy adicta a IG), cada vez descubro más artistas que se dedican a esta disciplina. Además como sabréis, las redes sociales son muy “listillas” y no paran de sugerirte perfiles en base a tus búsquedas o intereses, lo que me lleva a saltar de un sitio a otro y a dejarme llevar por todo el talento que hay repartido por el mundo.

Cuando hablo de mi obsesión por la cerámica me refiero siempre a aquella que se hace de manera artesanal, no a la fabricada en serie. Lo que me interesa son las imperfecciones de la mano humana que para mí son “perfectas imperfecciones” que hacen que cada pieza sea diferente, nunca hay dos iguales (aunque pertenezcan a una misma vajilla). Eso es lo que hace del trabajo artesano algo tan especial, cada objeto creado tiene personalidad propia y probablemente también una historia detrás, porque ¿nunca os ha dado por pensar que, como humanos que somos, incluso el estado de ánimo del artesano en cuestión puede influir en el resultado final de la pieza?

Hoy os traigo tres empresas españolas que hacen auténticas maravillas. Por un lado Bonjour y Laonpottery, que las he conocido gracias a un reportaje de la Revista AD, y por otro el trabajo de Susana Requena, descubierta en Instagram. Vais a ver que cada uno lleva su sello personal pero los tres enamoran. A mí particularmente Bonjour me tiene conquistada, sus piezas son pura delicadeza gracias a los tonos rosas y los azules empolvados mezclados con filos dorados. La verdad es que me sonaba haber visto antes sus productos y es que se venden en una de mis tiendas de referencia Rue Vintage74 (de la que ya os he hablado en otras ocasiones).

Y para el final, os dejo una demostración de la genialidad de un interiorista. No quiero revelar nada antes de tiempo pero las imágenes me piden a gritos que saque a pasear la vajilla de la Cartuja de mi abuela y la exponga como si de arte se tratase. El resultado es bastante impactante, claro que el entorno también lo es. Id a descubrirlo al final del post y me contáis qué os parece…

Bonjour

Susana Requena

Laonpottery

Esto es un gran ejemplo de lo que se puede hacer con cerámica y mucha imaginación. Llevaba guardando estas imágenes desde septiembre del año pasado, sabía que las utilizaría en algún momento :-)

Podéis ver la casa al completo en este artículo de Contemporist

Interiorismo: Ambidestro Fotografía: Marcelo Donadussi

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

La evolución de los convexos

Hace ya casi tres años os presenté los espejos convexos de Alejandro de la Torre (podéis leer el post aquí). Por entonces ya eran piezas diferentes que llamaban mucho la atención, pues ahora si cabe más. El tiempo pasa y tanto las personas como los negocios evolucionan, y eso es lo que os quiero mostrar hoy, la evolución de los espejos convexos de Alejandro.

En sus comienzos sus piezas estaban divididas en tres categorías: moldes industriales de madera, lo que él llamaba “encuentra y pega” (su lema) y que abarca un poco de todo, y por último los clásicos espejos de sol. Desde hace tiempo además de aumentar la familia, también ha dado el salto comenzado a vender en tiendas tan conocidas como AzulTierra.

Sin duda los espejos que más llaman la atención son los de teclas de piano. Le pregunté a Alejandro cómo y dónde adquiere los pianos (primer paso para dar vida al espejo), me cuenta que es una labor de búsqueda bastante complicada, a veces salen de casas en estado terminal, otras del mercado de Els Encants, o se desplaza hasta Francia a buscarlos o bien, se los envían desde Inglaterra. Una vez adquirido, las teclas pasan por un proceso de congelación, limpieza y barnizado con gomalaca. Los podemos encontrar de calidad normal y también fabrica espejos “joya”, el adjetivo se lo he puesto yo y es que no encuentro mejor definición para los realizados en marfil y ébano.

Además de los llamativos pianos, están los planos convexos. Se venden muy bien porque encajan en cualquier espacio. Sobre la chimenea de mi casa tengo uno espectacular y el año pasado estuvieron presentes tanto en Casa Decor como en DecorAcción.

Por último pasamos a los realizados con cochas, a las bolas para colgar o de sobremesa y una serie que están realizando ahora, ¡espejos para “malotes”!, lo veréis en la última imagen, son negros y con pinchos. Miedo me da si lo ve mi marido, lo querrá seguro :-)

Podéis ver muchas más fotos en su cuenta de Instagram o Facebook, y descubrir cosas tan curiosas como el tamaño de alguno de estos espejos cuyos diámetros llegan a medir los 160 cm (vamos como la altura de mi cuerpo).

Me gusta su evolución y además estoy convencida que con el arte que tiene llegará muy lejos…

Sólo para malotes…

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

10 piezas de diseño en plástico…

Según pasan los años le doy más importancia a la funcionalidad de las cosas. No es que ya no me fije en la estética, eso nunca o este blog no existiría, pero para mí el diseño tiene que ir acompañado de algo más.

Tampoco hay que volverse loco y poner la casa entera con piezas de “diseño funcional” pero sí algunas que creo que merecen la pena. Cuando amueblé mi casa por ejemplo (allá por el pleistoceno), elegí todo sencillamente porque me gustaba sin pensar en “el después”. Y ese después llegó y fui madre, trabajadora, blogger, amiga, mujer,… y no sé cuantas cosas más que me dejaron sin tiempo para mantener mis tesoros como merecían. Y así pasa que la cómoda de mi hija mayor de origen francés con una maravillosa pátina en verde, ahora tiene un desconchón; las cortinas del salón de Becara de lino cien por cien, las metió la asistenta en la lavadora y nunca volvieron a su ser, por no hablar del estor del comedor que iba a juego, ese murió y lo sustituí por uno de screen; y así podría seguir eternamente.

La idea es comprar en consonancia con la vida que llevamos (o que prevemos llegará), así minimizamos riesgos. Y desde luego si tenéis hijos esperad a que sean mayores o a que se larguen de casa, mientras optad por cosas como las que os enseño hoy, de diseño, muy chulas y con el mínimo mantenimiento.

Os traigo diez piezas de firmas conocidas que están realizadas en plástico o sucedáneos, quizás os den que pensar. Incluso aquello que a priori parece estar destinado a exteriores, no tengáis miedo a utilizarlo en el interior, este tipo de sillas de plástico combinadas con mesas de madera maciza por ejemplo, quedan espectaculares (así os quedáis tranquilos si al niño, a la suegra, a la madre, o a quién sea, se le cae comida encima, una bayeta y como nuevas).

Si os ha picado el gusanillo y queréis ver muchos más ejemplos, podéis hacerlo en la página de archiproducts, por cierto también os van a sorprender los precios, el diseño no es tan caro como parece.

Mi pieza favorita de estas diez es sin duda la lámpara de mesa CHESHIRE de FontanaArte, espectacular se mire por donde se mire…

¡¡Feliz fin de semana!!

Silla apilable en tecnopolímero AMY by Alma Design – Diseño de Valerio Sommella

Lámpara de mesa de policarbonato DAISY By Qeeboo – Diseño de Nika Zupanc

Silla apilable de polipropileno NASSAU 533 By Metalmobil – Diseño de Marc Sadler

Sillón pequeño de polietileno WOOPY By B-LINE – Diseño de Karim Rashid

Librería composable doble cara BOOGIE WOOGIE By Magis – Diseño de Stefano Giovannoni

Lámpara de mesa LED de ABS con luz directa PIANI By FLOS – Diseño de Ronan & Erwan Bouroullec

Lámpara de mesa de policarbonato CHESHIRE By FontanaArte – Diseño de GamFratesi Design

Silla cantilever apilable de plástico MYTO By Plank – Diseño de Konstantin Grcic

Paragüero de ABS POPPINS By Magis – Diseño de Barber & Osgerby

Silla medallón apilable con brazos COKKA By SCAB Design – Diseño de Luisa Battaglia

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Twine & Twig Style

Encontré un artículo en Domino Magazine sobre la firma Twine & Twig Style y me he quedado enamorada. No sé qué ha llamado más mi atención, si el talento de sus dos propietarias (hermanas), el maravilloso estudio que han creado para trabajar e inspirarse, o la propia filosofía de la marca. Diría que más bien el pack completo.

Elizabeth White y Jacquelyn Bunker lanzaron en 2013 esta firma de joyas inspiradas en el ambiente rústico e informal de Carolina del Norte. Ahora sus productos abarcan además de la bisutería, accesorios, artículos para el hogar, para bebés, niños y mascotas, todo un popurrí bajo un mismo estilo, el rústico. Twine & Twig lo fundaron bajo la filosofía del amor por los elementos simples, la naturaleza y los tesoros encontrados en mercadillos de medio mundo.

Las piezas de joyería están realizadas a mano por las hermanas y cada una de ellas es única. Los collares van engarzados y atados con una correa de gamuza (sello de la firma) y en ellos se exhiben preciosos materiales naturales. Artesanía de calidad prestando atención hasta el último detalle.

Para crear su taller se inspiraron precisamente en sus colecciones, el espacio debía llevar su impronta. El nuevo estudio creativo es el que inspira sus diseños y a su vez, sus diseños están inspirados en el estudio. En el artículo de Domino cuentan que en sus comienzos, el taller estaba situado en una antigua casa de estilo victoriano, muy bonita pero tenía los techos bajos y eso la hacía oscura. Buscaron un espacio con mucha luz natural de concepto abierto para crear así esa sensación de frescura que respira la marca. Encontraron este precioso estudio con grandes ventanales, vigas y ladrillos vistos. Para “vestirlo” sólo tuvieron que llevar a cabo una prolongación del estilo de sus propias casas, porque tal y como afirman “es difícil ser creativo si no estás cómodo”. Al igual que la firma defiende la belleza las imperfecciones, en su estudio también se pueden encontrar las huellas del paso del tiempo, algo que celebran. Es un edificio histórico y singular, utilizado anteriormente como molino de algodón.

Una última curiosidad, este lugar les suponía un reto a la hora de almacenar y no sólo las piezas que estaban listas para la venta (sus diseños finales), sino también todos los materiales con los que se confeccionan. Idearon un sistema tan práctico como decorativo, en las estanterías abiertas dispusieron una gran cantidad de frascos de cristal de tal manera que se expusieran todos los materiales con los que trabajan, cuentas, astas, conchas,… El simple hecho de mostrar su materia prima produce una reacción de impacto en sus clientes (es como ver el “antes” y el “después” de una pieza, de manera creativa y estética).

Además de sus creaciones y los complementos del hogar, si os atrae la moda os recomiendo que echéis un ojo a su cuenta de Instagram o Facebook, estas dos hermanas son realmente estilosas y nos muestran cómo combinar sus creaciones con los “outfits” más adecuados.

¡¡Feliz fin de semana!!

Via: Domino Magazine. Photography by ARIANA CLARE

Imágenes: Twine & Twig StyleFacebook

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Vivir en 13 metros cuadrados

Parece mentira que trece metros cuadrados puedan dar para tanto. Es aproximadamente la medida de mi despacho, así que pensando en frío, tengo la opción de montarme aquí una mini casa e independizarme de mi familia (es broma). Publiqué un post hace algo más de un año sobre este tipo de viviendas de tamaño reducido (podéis leerlo aquí), pero creo que aquellas no eran ni por asomo tan minis.

Esta que vais a ver es un proyecto de Studiomama. Su fundadora, la diseñadora danesa Nina Tolstrup junto con su marido el también diseñador Jack Mama, han sido fieles a sus raíces escandinavas. Sus trabajos siempre tienen una estética sencilla y contemporánea, son fervientes creyentes del reciclaje y de la democratización del diseño. Suena a Ikea ¿verdad?, yo diría más bien que es una filosofía de vida común en los países nórdicos.

Pues bien este mini piso se encuentra en el norte de Londres y tal como os decía al principio sólo tiene 13 metros cuadrados, pero no le falta de nada. El interior está dividido por unidades con funciones diferentes (cama, espacio de trabajo, zona de estar, cocina, baño, armario y comedor). Todas las puertas son correderas, que ocupan menos espacio, y están pintadas en distintos tonos pastel (amarillo, azul y rosa). Alguna de ellas esconden sistemas que permiten otras utilidades, como el pequeño escritorio para el ordenador, bandejas extraíbles para ampliar superficies de apoyo, etc. Por otro lado hay más elementos que permiten una doble función, como los asientos con sistema de almacenaje, o la mesa y los bancos del comedor a los que se les ha incorporado alas extensibles en los extremos por si la necesidad lo requiere.

El dormitorio, diseñado en la zona más estrecha de la vivienda, es sencillamente una cama abatible de tal manera que por el día se recoge para tener más espacio y por la noche, al bajarla, deja al descubierto dos pequeñas estanterías a los lados que hacen la función de mesilla de noche.

La cocina se encuentra justo en el otro extremo, al lado del vestíbulo y flanqueada por dos armarios altos. Al otro lado de la pared, se sitúa el baño, la única habitación independiente de la casa (por aquello de la privacidad).

Como veis al “pisito” no le falta de nada, eso sí, adoptar esta filosofía de vida es hacer un profundo ejercicio y deshacerse de la mayoría de cosas materiales que todos tenemos para quedarse sólo con lo estrictamente necesario. Mi pregunta es, ¿seríais capaces de vivir en trece metros cuadrados?…

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

La belleza de la desnudez…

Nos situamos a las afueras de Berlín para descubrir una vivienda que cuanto menos, no deja indiferente. Se trata de un proyecto realizado por el estudio de interiorismo Loft Kolasinski al que han bautizado como “Summer Appartment near Berlin“. Y lo de “summer” tiene su guasa, la casa es algo fría con escaso mobiliario y elementos decorativos, así que mejor que esté pensada como lugar de tránsito durante la época estival. Eso sí, impactante es un rato, de personalidad va sobrada, una vivienda que merece la pena ver, disfrutar y compartir (no me la podía guardar).

La casa sufrió una importante remodelación, para ello el estudió Loft Kolasinski se inspiró en la antigua arquitectura mediterránea. La cocina es uno de mis espacios favoritos, una mezcla entre lo rústico y lo industrial, donde al acero inoxidable de los muebles, la mesa de madera con patas de hierro, el módulo de almacenaje de corte moderno y las paredes de ladrillo pintado, conviven a la perfección. Me gusta mucho el toque del cableado a la vista, lejos de ocultarlo se le ha dado protagonismo.

La mayoría de los muebles, lámparas y alfombras provienen de Polonia, de la República Checa y Dinamarca, piezas que van desde los años 50 a los 70. Un ejemplo de ello son los cuatro sillones de la sala, tapizados en color gris, que también necesitaron una restauración completa. Son piezas exclusivas adquiridas en subasta y creadas en una pequeña fábrica en Zadzielu, cerca de Zywiec, que estaba especializada en el estilo Bauhaus. Dicha fábrica fue obligada por las autoridades a producir mobiliario sólo para la rama de medicina alegando que los diseños de Zywiec eran demasiado vanguardistas.

En la terraza se utilizaron mesas de su propia creación (aquí podéis ver sus productos), combinadas con sillas de los Eames de finales de los sesenta y asientos de acero y fibras de la misma época.

Si os digo la verdad me he quedado con ganas de más, tengo curiosidad por saber cómo son los dormitorios y los baños, imagino que serán austeros sin van en la misma línea del resto de la casa, pero hubiera sido un detalle que los mostraran en la web :-). Aún así, y a sabiendas de que no a todos os gustará, me apetecía enseñar una casa carente de ornamentos, incluso de comodidades, donde la belleza radica en su desnudez. ¿Qué os parece?…

¡¡Feliz fin de semana!!

Fotografía: Karolina Bak

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Colección SS2017 Habitat

Ya tenía ganas de mostraros la nueva colección Primavera-Verano 2017 de Habitat. Como cada año el Dossier de Prensa viene cargado de imágenes, hay tantos productos que los he tenido que reagrupar como si del catálogo se tratase o de lo contrario el post hubiera quedado eterno.

Para esta temporada Habitat se ha inspirado en los viajes. Empezamos por el estilo bohemio de la isla de Formentera. Colores suaves, maderas naturales y la artesanía local están presentes en cada pieza. También las técnicas de doodlings (del término inglés “doodle” que significa “garabato”) y del mandala, que propician la meditación. Los encontraremos tanto en el arte de vestir la mesa como en multitud de textiles.

Seguimos por los jardines de Majorelle, qué bonitos recuerdos me trae de mi viaje a Marruecos. Esta colección está bañada por los propios colores del jardín, tonalidades profundas e intensas donde el azul y el amarillo son protagonistas, así como los cactus que inundan este exuberante jardín.

La colección termina su andadura en el África Subsahariana, con estampados inspirados en tejidos emblemáticos cocidos como “Wax”. El procedimiento de impresión del tejido africano wax se basa en el uso de la cera que permite un trabajo con reserva  (el color no se aplica en toda la superficie sino que algunas partes se reservan para dejarlas blancas o en el tono original del tejido). Inspirándose en esta técnica, el Estudio de Diseño crea estampados que por un juego de superposición de impresiones, recuerdan a los tradicionales pareos de las mujeres africanas.

Parece que este año Habitat ha hecho una colección basada en mis debilidades. La parte bohemia de la isla de Formentera (el mar, los colores suaves, la artesanía y las maderas naturales) son muy “yo”; Marruecos, pura energía y paraíso de color (espero volver algún día); y por último África, por la que siento una total atracción hacía su cultura, que se refleja en sus piezas, estampados y texturas inigualables. No podrían haber elegido mejores destinos para hacernos viajar a través de esta nueva colección.

Os paso a presentar una gran parte de los productos que he reagrupado por menaje, decoración, cojines y textil, alfombras, accesorios para el baño, exterior, mobiliario e iluminación. Estoy segura de que sabréis reconocer el destino sobre el que se inspira cada objeto.

Nos lo han puesto difícil tanto para elegir como para no comprar. ¡Me gusta todo!…

Imágenes Prensa: @smartdeco

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.