Color en la cocina

Las cocinas ya no son lo que eran, a Dios gracias. Aunque el negro, el blanco y el gris son y seguirán siendo los más demandados, porque los clásicos nunca mueren, el color también ha entrado a formar parte de ellas, pero no como antaño. ¿Recordáis hace unos años cuando se llevaban las cocinas ultramodernas con superficies brillantes y colores chillones?, yo nunca pude con aquella moda.

Ahora cada vez más la gente se anima a poner algo de color en su cocina, pero ya no hablamos de aquellos espacios con colores estridentes y brillantes (que oye, siguen teniendo su público y a mí me parece bien, para gustos los colores), actualmente se tiende más bien a buscar tonalidades serenas, mates, colores empolvados (rosa palo, verde mint, toda la gama de los azules, amarillos, etc.), colores alegres para un espacio donde la mayoría de los mortales pasamos mucho tiempo. Si seguís mi cuenta de Instagram sabréis que soy muy fan de las cocinas negras, no lo puedo evitar, pero reconozco que hay todo un mundo de posibilidades en cuanto a color a tener en cuenta.

Esta corriente se ha visto favorecida también con el uso de las nuevas pinturas que a priori, no demandan un gran esfuerzo por nuestra parte a la hora de dar un cambio radical a la cocina, como sabéis hablo de las pinturas a la tiza, como la Auténtico Chalk Paint o la de Annie Sloan, dos de las firmas más reconocidas. Supuestamente, y digo supuestamente porque yo no lo he intentado, es fácil cambiar nuestra cocina a golpe de brochazo, siempre que los muebles y las superficies estén limpias y en buen estado, cuestión de ponerse a ello.

Vais a ver varios ejemplos de cocinas en distintos tonos, rosas, verdes, amarillas, grises, azules y por supuesto, negras. Os tengo que decir que lo he intentado con el rojo, de verdad, ayer perdí más de una hora buscando imágenes pero no encontré nada que me gustara. Las que vi me seguían recordando a aquellas cocinas brillantes de antaño y a mí, que soy más bien tradicional, no me terminanon por convencer. Esto ya es una opinión personal, si tuviera que apostar por este color lo haría única y exclusivamente con complementos, nunca pondría muebles rojos, optaría por una cocina neutra y añadiría si acaso toques en este color. Es curioso porque esto mismo no me sucede con el amarillo o el fucsia, siendo también tonalidades fuertes, sencillamente el rojo me produce cierto rechazo (pero sólo en las cocinas, para lo demás me gusta).

Os dejo con mi selección, me encantaría saber qué opináis ¿Sois de cocinas blancas u os atreveríais a meter color?

{Imagen vía: Sight Unseen. Proyecto: Crosby Studios}

  {Proyecto: Union Studio Architecture and Community Design y Denise Enright Interior Design}

Si no te atreves con los armarios, déjalos en un color neutro y pinta sólo la pared.

{Via: Quotatis}

Mobiliario pintado con gris Plummet de Farrow & Ball. {Vía: El Mueble}

{Vía: Livet Hemma – Ikea}

Maravillosos azules de mil y una tonalidades, qué os voy a decir si es mi color favorito. {Imagen vía}

{Emily Henderson}

{Ideal Home}

Si no te atreves con el rodillo, prueba a colocar vinilos, en Like a Color tienes infinidad de posibilidades para elegir.

Combinando colores: blanco, rosa pastel y madera en la isla. {Imagen vía}

Rosa y verde mint {Proyecto: Baldini Architecture}

{Imagen: Apartment Therapy}

Cocina en verde pastel con aire country {imagen vía}

Vibrante amarillo, siempre es un acierto, en muebles o revestimientos. {Imagen vía}

Otro ejemplo con el salpicadero y los tiradores de uñero en amarillo. Una cocina mucho más sobria y elegante gracias a la combinación con el gris.

{Proyecto: Alexandr Aranovich}

Cocina realizada con un material inteligente llamado FENIX de Arpa Industriale, sirve para aplicaciones tanto verticales como horizontales, es resistente, fácil de limpiar, mate, con propiedades antibacterianas, anti-huellas y una larga lista de bondades.

{Imagen:  Interiores Minimalistas}

Una vez más mi combinación ganadora, negro y madera {Diseño: Coco Lapine Design}

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

4 cocinas, 4 estilos

Si estáis pensando en cambiar vuestra cocina es posible que este post os sea de ayuda, quizás os inspire o quizás os suceda todo lo contrario (a veces cuantas más posibilidades vemos, peor). A no ser que tengamos una idea muy clara de nuestros gustos, el abanico es tan amplio – no sólo de estilos, también de materiales – que podemos acabar enredados cual madeja de lana.

Hoy os traigo cuatro ejemplos muy distintos de proyectos ejecutados por la empresa Sustainable kitchens, una cocina moderna y elegante, otra minimalista, una tercera a todo color y una última de corte escandinavo. ¿Podríais decirme cuál es vuestra favorita? Yo a todas les veo su aquél, así que me encantaría escuchar vuestra opinión…

Ah! si os quedáis con ganas de más inspiración en la web encontraréis muchos más ejemplos, ¡es como para volverse loco!

1.- Moderna y sofisticada

La primera opción se trata de una moderna cocina en forma de “L”. Se buscaba dar protagonismo a una zona en concreto y se optó por resaltar el salpicadero de latón cepillado, dejando los demás elementos más minimalistas. Los armarios y paredes fueron pintados con el tono “Down Pipe” de Farrow & Ball (bajo las imágenes tenéis los links), este intenso color además de dar continuidad al espacio es perfecto para resaltar el salpicadero. Para no recargar la cocina en lugar de poner armarios altos la zona se delimitó con un estante flotante de roble, a un lado una sencilla despensa y al otro, una vitrina, que además de ofrecer zona de almacenaje aligera gracias al cristal. Ya que el espacio carece de iluminación natural, se dispuso una tira de led bajo el estante y en la vitrina. Otras características interesantes son por ejemplo que la basura va integrada en uno de los muebles mediante dos contenedores extraíbles, también se realizaron dos ranuras que integran bandejas de roble y se pusieron todos los tiradores en hierro para contrastar. Elegante y sofisticada ¿no os parece?

Pintura Muebles y pared: Down Pipe de Farrow & Ball
Encimera: Arenastone de Biscotto Concreto
Salpicadero de Latón cepillado
Fregadero: Classic Belfast
Grifería: Mayan Bibcock de Perrin & Rowe con acabado antiguo

2.- Minimalismo en blanco con acentos cálidos

Nuestra segunda opción es una cocina de corte minimalista con armarios tipo panel plano en blanco, sin tiradores (con uñero). La zona de almacenaje se ha dispuesto en dos áreas, una “L” con armarios bajos y un frente completo con almacenamiento casi hasta el techo. Para dar calidez y textura al ambiente, una vez más se ha optado por el roble, que además contrasta con el blanco de los muebles y el negro de la zona de cocina. El espacio está decorado con detalles de diseño, como la pequeña estantería volada en roble, las luminarias con interior en cobre o la sutil disposición de los azulejos, sencillo pero bien pensado. Una cocina perfectamente integrada en un salón que respira el mismo aire minimalista.

Pintura perimetral e isla: All White de Farrow & Ball
Encimera de roble teñido en blanco y encerada.
Cocina: Falcon Deluxe 1000
Campana: Falcon Super Extract Hood – Slate
Nevera: Samsung G-Series RSG5UCRS
Lavavajillas: Miele G4960VI Fully integrated
Fregadero: modelo Hällviken de Ikea
Grifería: modelo Ringskär de Ikea

3.- Cocina Shaker a todo color

Vamos con la tercera opción, una cocina Shaker a todo color, una apuesta mucho más arriesgada pero alegre y llena de personalidad. Los clásicos armarios Shaker cobran vida gracias las distintas tonalidades y los accesorios decorativos frescos y divertidos, muy acorde con la personalidad creativa de los propietarios de esta casa georgiana. En un mismo espacio conviven colores como el turquesa que contrasta con el azul oscuro de los muebles y las sillas del comedor en tonos fucsias. Una vez más el roble hace acto de presencia, tanto en los estantes volados que albergan libros de cocina, como en la encimera de la isla (en este caso roble encerado). Ésta contiene dos hornos, placa de inducción y ofrece el lugar perfecto para desayunos. La zona de comedor está separada de la cocina mediante un escalón y los suelos son diferentes, además se ha creado un acogedor espacio mediante dos butacas grises que miran al jardín.

Horno: Neff B57CR22N0B
Nevera: Fisher Paykel RF540ADUSX4
Lavavajillas: Miele G4960Vi fully integrated Dishwasher
Pila: Shaws Double Belfast sink
Grifería: Clearwater Alzira Twin Lever Mono Sink Mixer with Swivel Spout
Cuadro comedor: Fancy Features
Diseño: Jane Denton
Fotografía: Charlie O’Beirne / Lukonic

4.- De inspiración escandinava

Por último, no podía faltar una cocina de inspiración nórdica, sois muchos los seguidores de este estilo. Un concepto abierto donde cocina, comedor y sala de estar comparten un mismo espacio. El blanco y la luz son elementos imprescindibles en este estilo, abrigados en este caso gracias a la calidez de la madera de roble y abedul, además del pino presente en el suelo y el papel pintado que nos transporta directamente a la naturaleza. Armarios y encimeras, también en tono blanco, completan el entrono natural y sosegado de una cocina situada en el corazón de la ciudad de Bristol.

Pintura: Pavilion Gray 242 de Farrow & Ball
Encimera: Arenastone Quartz Engineered Stone, AR560 Bianco Venato
Cocina: Falcon duel fuel existing 1091w X 600d
Nevera: Liebherr IK3510 Integrated Fridge
Congelador: Liebherr UIG1313
Lavavajillas: Miele G4960SCVI
Fregadero: Shaws Classic Double 800
Grifería: Abode – Astral – Brushed Nickel
Iluminación: Light Years Caravaggio Matt

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Jersey Ice Cream Co

A esto lo llamo yo tener personalidad, se me ha caído el lagrimón con cada imagen. Además de interiores espectaculares, Tara Mangini y Percy Brigh de Jersey Ice Cream Co, tienen una manera muy original de ejecutar su trabajo. Cuando les sale un cliente cogen literalmente la maleta y se trasladan allí donde dicho trabajo les lleve. Viven durante unos meses cerca del proyecto, así de esta manera van viendo las necesidades poco a poco. Lo que hacen no es sólo decoración porque al final del camino consiguen transformar casas sin identidad en auténticos hogares. Todo un proceso que ya forma parte de su filosofía e identidad. Estoy completamente de acuerdo en que para llegar a lo que uno busca, lo que necesitamos o lo que nos hace feliz, la mejor manera es ser paciente porque encontrar la pieza perfecta lleva su tiempo, no se trata de llenar espacios porque sí, más bien de hacer ese espacio tuyo.

La casa que vais a ver tenía tan sólo diez años de antigüedad y su atractivo principal era la madera, los techos y sus vigas. Gracias a la creatividad de Jersey Ice Cream Co., lograron que este lugar rezumara historia y personalidad, como si hubiera pertenecido a la familia durante décadas.

Creo que mi espacio favorito es la cocina y la zona de comedor, no sólo por el diseño rústico actualizado del interior, también por las vistas que gracias a los grandes ventanales, son todo un lujo. Poder desayunar allí cada mañana disfrutando de la luz y del frondoso jardín exterior, debe ser lo más. Me gusta un montón el azul grisáceo de los muebles de la cocina y más aún que se hayan combinado con materiales dorados, es un plus de elegancia que contrasta muy bien con el entorno rural. Esa “elegancia rústica” continua en los dormitorios (vestidos con papel pintado de Farrow & Ball), las zonas infantiles y los baños. La casa se mire por donde se mire, no tiene desperdicio.

Os aconsejo que veáis el resto de proyectos de Jersey Ice Cream Co, no os defraudarán…

jersey_ice_cream_co_1

jersey_ice_cream_co_2

jersey_ice_cream_co_3

jersey_ice_cream_co_4

jersey_ice_cream_co_5

jersey_ice_cream_co_6

jersey_ice_cream_co_7

jersey_ice_cream_co_8

jersey_ice_cream_co_26

jersey_ice_cream_co_9

jersey_ice_cream_co_10

jersey_ice_cream_co_11

jersey_ice_cream_co_12

jersey_ice_cream_co_13

jersey_ice_cream_co_14

jersey_ice_cream_co_15

jersey_ice_cream_co_16

jersey_ice_cream_co_17

jersey_ice_cream_co_18

jersey_ice_cream_co_20

jersey_ice_cream_co_21

jersey_ice_cream_co_22

jersey_ice_cream_co_23

jersey_ice_cream_co_24

jersey_ice_cream_co_25

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Cita con el pintor…

Ayer estuve en casa de unos amigos que van a ser papás de mellizos en menos de dos semanas. Se me caía la baba de envidia (literal) al ver la reforma que habían hecho, un “síndrome del nido” en mayúsculas. Es más, la reforma la han hecho con sus propias manos (obviamente más él que ella, dadas las circunstancias). Cocina, suelos, dormitorio infantil, salón, jardín… ojalá fuera la mitad de manitas que ellos para hacer todo lo que quiero en mi casa.

Por el momento yo me conformo con pintar, que no es poco. Lo he estado retrasando pero las paredes y techos me lo están pidiendo a gritos. Eso sí, en mi caso tengo que llamar a un profesional, podría aventurarme con las habitaciones pero las escaleras necesitan andamios, no queda más remedio que rascarse el bolsillo.

He buscado inspiración sobre los colores que me gustan, sé que no soy muy atrevida, en las imágenes veréis por dónde van los tiros. Grises, tierras, azules,… son los que más paz me dan, con una sola excepción, amarillo para el cuarto de mi hija mayor (con casi diez años, el momento “rosita” se le ha pasado). Con la pequeña aún tengo que negociar, ella sí es muy princesa y lo que me sugiere no me convence nada, veremos a ver…

Todas estas imágenes pertenecen a la firma de pinturas Farrow & Ball, ¡me chiflan sus colores! y aunque no sea esta marca la que finalmente utilice, los pintores con sus mezclas hacen maravillas para conseguir el tono exacto que buscas. ¡Manos a la obra!

¡Feliz fin de semana!