Estudio Poeira

Este es mi último post del verano, ya no doy para más. Tengo los sesos como el clima, abrasados. A un año especialmente duro, se junta este calor abrasador y un cansancio extremo que se ha apoderado de mí, siento que no soy persona, cuento los días para que lleguen las vacaciones. Estoy especialmente ilusionada con el final de éstas, no porque quiero que se acaben, pero ese final será como la guinda del pastel. Me iré unos días con mi mejor amiga a Cascáis y Lisboa, un viaje que llevamos siglos planeando hacer y nunca se daba la ocasión, nos vamos en unas circunstancias muy distintas a las que jamás hubiéramos imaginado, pero las cosas vienen como vienen y hay que coger las oportunidades al vuelo, así que allí nos vamos, mano a mano.

Precisamente la casa que os traigo hoy está en Portugal, más concretamente en la localidad de Palmela, muy cerca de Lisboa. Es un proyecto de la interiorista Mónica Penaguião, propietaria del estudio y tiendas Poeira. La construcción, de procedencia agrícola, mantuvo su esencia gracias al encalado de las paredes, a sus maderas pintadas, al blanco en paredes y techos que potencian la claridad junto con los espacios poco compartimentados y a la presencia de un único pavimento que lo unifica todo, el cemento pulido.

En el interior, sorprende cómo la interiorista consiguió mezclar un continente tan básico con firmas vanguardistas como Flos, Capellini o Marcell Wanders, con otras de almoneda, industriales, sillas recicladas de Piet Hein Eek, tejidos étnicos o productos artesanales de fibras naturales, una combinación que convive en perfecta armonía. Su tienda Poeira, que distribuye prestigiosas firmas internacionales, hace que todo ello sea posible.

La alfombra y el sofá, con terciopelo de Designers Guild, proceden de su tienda y las mesitas son el modelo Gong de Capellini. La lámpara del salón es de Flos. El divertido mueble auxiliar rojo, que sirve de apoyo al sofá, es de Fornasetti. Destacan los detalles industriales como la lámpara articulada Jieldé y el armario de hierro.

También se utiliza el arte como elemento de contraste, como la obra que reposa en el suelo, de la artista brasileña Isabelle Tuchband, en tonos fucsias y amarillo que rompe que con el blanco que impera a su alrededor. Junto al cuadro, una butaca recuperada del holandés Piet Hein Eek.

En el comedor aún se ha jugado más a los contrastes. La mesa es una creación de la interiorista, en madera lacada en negro. Le acompañan unas Wishbone de Carl Hansen y para darles servicio, un aparador de metal pintado que porta una gran lámpara verde de Marcel Wanders para la firma Capellini, el punto de calidez se lo dan dos taburetes de fibra comprados en la zona del Alentejo.

La cocina es sencilla, se conservó el viejo horno de leña y el gran fregadero de piedra que se montó sobre una estructura de hierro. Para dar un poco de apoyo a la cocina, un pequeño mueble auxiliar (también de hierro) hace las veces de mini isla con estantes.

En el dormitorio se mezclan tejidos de diseño, como la colcha de Elitis, con cojines estampados de Etro o Neisha Crosland y otros comprados en Turquía. Las mesillas nido son de Capellini.

El baño, como el resto de la casa sigue siendo de hormigón, excepto la pared de la ducha a la que se le ha puesto un decorativo azulejo amarillo de la firma Bicesse. Muy llamativo también resulta la roca natural que separa la ducha del lavabo y que se ha pintado como el resto del baño para integrarla, hace las veces de mampara.

En el exterior también encontramos un gran porche con una zona de estar. Las colchonetas de la bancada de obra llevan cojines vestidos con tejidos turcos y el kilim es una pieza antigua, le acompañan un par de sillas Tolix. Bajo la sombra de un árbol encontramos la zona de comedor, con mantelería de Poeira, vajilla de Bordallo Pinheiro, copas de Kenzo Maison y preciosas sillas del diseñador Piet Hein Eek.

No puede faltar una piscina y a su vera, una pérgola de madera encalada y cañizo. Bajo ella, dos tumbonas de origen indio. El hormigón llega hasta el vaso de la piscina, aunque se mezcla con algo de madera en su lateral, siguiendo así, el esquema general de toda la casa.

Está claro que mi amiga Ana y yo no iremos a un sitio tan espectacular, tampoco lo necesitamos, aunque os enseñaré por redes nuestras andaduras, espero que nos acompañéis. Lo tenemos todo planeado…

¡Feliz verano!

Imágenes: Montse Garriga para Elle Decor

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

Derroche de personalidad en Milán

Hoy os llevo a ver un piso que derrocha personalidad, inundado de color y diría que incluso con un cierto punto de locura. Se trata de una vivienda de 150 metros en el centro de Milán, cuyas habitaciones dan a un jardín interior. El jardín y el concepto de que éste fuera una extensión de la vivienda, un lugar donde refugiarse de la urbe, fue requisito imprescindible para el estudio de arquitectura Marcante Testa. De ahí todo este papel pintado que si os fijáis en la primera imagen por ejemplo, se funde con la vegetación que podemos ver a través de la ventana, como si de una extensión se tratase.

En los materiales se ve la intención de reinventar «la casa de la abuela» convirtiéndola en algo más contemporáneo. Mimbres, paja de Viena, linos, falso mármol en el laminado de la cocina y la mesa del comedor, los textiles,… todo nos hace recordar tiempos pasados, sin embargo el entorno es de lo más vanguardista.

Al ser una casa de alquiler no hubo inversión en cuanto a remodelación, pero sí un gran esfuerzo e ingenio en decoración y diseño. Los ambientes se articulan mediante los contrastes de color y los materiales que definen los espacios.

En el área del comedor se utilizó papel pintado de la colección Fornasetti de Cole & Son, lámpara aplique Grillo de Petite Friture, el mueble separador (mi pieza favorita de la casa) fue diseño propio del estudio Marcante y realizado por un carpintero local. Sillas de comedor de HUBSCH, en el suelo se dibujan marcos de resina de Rezinay lámpara de techo Formakami de Jaime Hayon para &Tradition.

En la sala de estar encontramos un sofá rosa de Arflex con cojines de Kvadrat, sillón de ratán original de los años 50 de Gio Ponti. Lámpara de pie de Servomuto, y en la pared lámpara Ariette de Tobia Shoe para Flos. Alfombra de Abusson de Carpet Eden.

La cocina una vez más, es diseño propio del estudio. La encimera laminada es de Abet Polaris, puertas en Durat y grifería de Paffoni.

El papel tapiz que recorre el pasillo pertenece a Maharam, en este espacio encontramos un acogedor rincón de lectura con librería y sillón vintage de los años 50 de Carrozzeria 900, lámpara de pared de Muller Van Severen y apliques de pájaros y mariposas de Servomuto.

En el cuarto de baño, mueble y armario de MDF lacado, con metal y vidrio, diseño de Marcante, lavabo de cerámica Globogrifería Bellosta serie Life, revestimiento de paredes y suelos de Rezina y lámpara Gras Ediciones DCW.

Por último el dormitorio, el cabecero de la cama pertenece a Maison du Monde. Cortinas con tela de Kvadrat, lámpara de suspensión Suzie de Colonel y de mesa Cement di Servomuto. La mesa de café es de Fontana Arte de los años 50 en Vanitas Gallery (Milán).

Como veis una vivienda atrevida, llena de color, su punto fuerte: el diseño. Y una pieza que me ha enamorado por encima de todo, el separador de ambiente-mueble de televisión que divide el comedor del cuarto de estar, ¿no os parece espectacular? A estas alturas de mi vida creo que me voy a tener que reconciliar con el color verde :-)

¡¡Feliz fin de semana!!

Proyecto: Andrea Marcante, Adelaide Head
C
olaboradores: Mattia Inno, Giulia La Delfa, Giada Mazzero
F
otografía: Carola Ripamonti

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

alijoedesigns

Hace pocos días la firma alijoedesigns comenzó a seguir mi cuenta de Instagram y me apetecía enseñárosla. Ya conocéis mi devoción tanto por la cerámica como por las buenas ilustraciones, sean de la temática que sean. No es la primera vez ni creo que será la última que os enseño algo similar. En agosto de 2016 escribí un post sobre Los Platos de Pan, otra firma de cerámica pintada a mano, pieza a pieza, de manera artesanal, cuyos dibujos eran muy diferentes pero el producto similar.

En alijoedesign diseñan vajillas de porcelana hecha a mano para amantes de un estilo peculiar (lo veréis en los dibujos). Cada plato es diferente y aunque el diseño se puede repetir, las combinaciones son únicas. Su propietaria, que trabajaba en otro sector muy diferente, encontró en los platos su nueva forma de vida. Su amor por lo vintage le llevó a rebuscar en anticuarios esos platos olvidados y polvorientos, aquellos que quedaban desparejados, cada uno de su padre y de su madre, hasta que se hizo con una buena colección. Pronto empezó a pensar en distintos diseños y se sorprendió cuando una vez expuestos en una de las paredes de su casa, comenzó a recibir pedidos. Ahí se dio cuenta que había encontrado su camino.

Las ilustraciones son a menudo surrealistas, a veces incluso kitsch, siempre extravagantes. Son diseños originales e ingeniosos buscando dar un giro contemporáneo a la vajilla antigua. Sus fuentes de inspiración son variadas: exposiciones, cursos, un simple paseo por Londres o clásicos como Fornasetti, Savignac, Warhol, Terry Gilliam y Schwitters.

En su tienda podéis encontrar dos colecciones, la vintage (platos concebidos para vestir las paredes) y también vajillas de mesa, que en realidad son tan originales como las anteriores así que el uso podría ser el mismo. A ver qué opináis vosotros, a mí la verdad es que me hacen gracia, no me importaría hacerles un hueco en alguna de mis paredes, aunque también he de reconocer que los de «Los Platos de Pan» me parecen más elegantes y por ende, me cansaría menos. Ya me contaréis si os gustan…

En la pared y también en la mesa. Los propios dibujos te permiten crear divertidas presentaciones para tu comida…

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

 

Justo hace un año…

Hoy tengo un día complicado de esos con mil cosas que hacer, así que para facilitarme la tarea se me ha ocurrido poner un post recordatorio. Al principio iba a coger alguno de los más leídos según las estadísticas del blog, pero después he pensado ¿por qué no recordar qué pasaba en mi vida hace justamente un año? Es sorprendente porque podría haber escrito un post idéntico hoy mismo. ¿Será que vivo en el día de la marmota?…

Bueno hay algo que sí cambia respecto al año pasado, a partir del viernes seguiré con vosotros pero ya desde tierras sorianas, sólo cuatro días para decirle adiós a Madrid :-)

Post original 21 julio de 2014: Serge Castella

¿Qué tal vuestro fin de semana? el mío pasado por agua, ayer estábamos a 13 grados en Soria, no os digo más. Dicen que el año pasado tampoco hizo mucho calor, pero no lo recuerdo, definitivamente tengo memoria selectiva.

Cambiando de tercio, como cada vez se me hace más cuesta arriba volver los domingos a Madrid para seguir trabajando, mientras otros están de vacaciones, creo que por instinto busco imágenes que me recuerdan al pueblo, que me hacen pensar ¡ánimo ya te queda menos!, un pequeño consuelo mientras llega mi ansiado descanso y razón por la que no puedo dejar de mirar la primera imagen… Estos interiores, al menos los primeros, corresponden a una vivienda rehabilitada por el anticuario Serge Castella en la Costa Brava, podéis leer el reportaje completo que publicó la revista AD en su día, la vivienda no tiene desperdicio. Y si tenéis un rato, es como para ojear toda la sección de prensa de la web de Castella, hay mucho que admirar…

Dejando estos preciosos interiores a un lado, que hablan por sí mismos, ¿habéis visto qué selección de piezas? tanto las contemporáneas pero en mayor medida las clásicas, bajo mi punto de vista, son auténticas joyas. Piezas de los años 50, 60, 70 de diseñadores de renombre como Gio Ponti, Charlotte Perriand, Willy Rizzo, Maison Jansen, Nakashima o Fornasetti,… no hay elemento en este post que se salve de mi «wish list«.

Ale! a por la semana, que ya sólo me quedan tres :-(

Serge_Castella_1

Serge_Castella_2
Serge_Castella_3

Serge_Castella_4

Serge_Castella_5

Serge_Castella_6

Serge_Castella_7

Serge_Castella_8

Serge_Castella_9

Serge_Castella_10

Contemporary

Serge_Castella_11

Serge_Castella_12

Serge_Castella_13

Serge_Castella_14

Serge_Castella_15

Art & Antiques

Serge_Castella_16

Serge_Castella_17

Serge_Castella_18

Serge_Castella_19

Serge_Castella_20

Serge_Castella_21

Serge_Castella_22

Serge_Castella_23

Serge_Castella_24

Serge_Castella_25

Serge_Castella_26

Serge_Castella_27

Serge_Castella_28

Serge_Castella_29

Serge_Castella_30

Serge Castella

¿Qué tal vuestro fin de semana? el mío pasado por agua, ayer estábamos a 13 grados en Soria, no os digo más. Dicen que el año pasado tampoco hizo mucho calor, pero no lo recuerdo, definitivamente tengo memoria selectiva.

Cambiando de tercio, como cada vez se me hace más cuesta arriba volver los domingos a Madrid para seguir trabajando, mientras otros están de vacaciones, creo que por instinto busco imágenes que me recuerdan al pueblo, que me hacen pensar ¡ánimo ya te queda menos!, un pequeño consuelo mientras llega mi ansiado descanso y razón por la que no puedo dejar de mirar la primera imagen… Estos interiores, al menos los primeros, corresponden a una vivienda rehabilitada por el anticuario Serge Castella en la Costa Brava, podéis leer el reportaje completo que publicó la revista AD en su día, la vivienda no tiene desperdicio. Y si tenéis un rato, es como para ojear toda la sección de prensa de la web de Castella, hay mucho que admirar…

Dejando estos preciosos interiores a un lado, que hablan por sí mismos, ¿habéis visto qué selección de piezas? tanto las contemporáneas pero en mayor medida las clásicas, bajo mi punto de vista, son auténticas joyas. Piezas de los años 50, 60, 70 de diseñadores de renombre como Gio Ponti, Charlotte Perriand, Willy Rizzo, Maison Jansen, Nakashima o Fornasetti,… no hay elemento en este post que se salve de mi «wish list«.

Ale! a por la semana, que ya sólo me quedan tres :-(

Serge_Castella_1

Serge_Castella_2 (más…)

Para los amantes del diseño, POEIRA

Lo primero de todo, daros las gracias por vuestras felicitaciones, entre el móvil, las redes sociales y el blog ha sido una lluvia constante que aún hoy, no ha cesado. Os lo agradezco de verdad, eso sí recordad que el año que viene seguro que necesitaré más apoyo, pasar a los cuarenta serán palabras mayores.

Hoy os traigo una tienda donde hacer una pausa y cómo no, darse algún capricho, POEIRA. Es fruto de las vivencias en el centro de Europa de la interiorista Mónica Pereira Caldas de Penaguião, donde trabajó como fotógrafa de moda. Esto y sus ganas por tener un negocio propio, hicieron que se decidiera a llevar una representación de las firmas más prestigiosas a su país, Portugal, y posteriormente a Rio de Janeiro. Entre otras: Ralph Lauren, Missoni, Designers Guild, Elitis, Kvadrat, Osborne & Little, Manuel Canovas, De La Cuona, Etro, Flos, Artemide, Metalarte, Established and Sons, Tom Dixon, Foscarini, Cappellini, Vitra, Knoll, Fiam, Fornasetti…en fin que no sigo, con estas referencias ya os podéis imaginar lo que se puede encontrar en estos dos espacios, ¡diseño de alto nivel!

Pero yo como soy así y me gusta rebuscar algo más, he querido ver también los diseños propios de Poeira (podéis ver una representación de los mismos en las imágenes del final). Mi favorito sin duda son las figuras que representan muñecos en diversas posturas, tienen un punto divertido, tierno y elegante a la vez (supongo que depende del contexto en el que se sitúen), sin dejar tampoco de lado los maravillosos azulejos con un toque antiguo y a la vez llenos de colorido.

Podría pasar horas en una tienda como esta, ¿vosotros no?…

POEIRA Portugal

POEIRA, diseño de interiores

POEIRA, diseño de interiores (más…)

Yoo Design Studio, sofisticación en estado puro.

Puro exhibicionismo, casi insultante en esta época de crisis, pero tan bello que no puedo dejarlo pasar por alto, alguna lagrimilla se me ha escapado al verlo (y no exagero).

Seis de los diseñadores e interioristas mejores del mundo integran el estudio Yoo: Mark Davison, Philippe Starck, Jade Jagger, Marcel Wanders, Kelly Hoppen y Anouska Hempel. Ofrecen servicios tanto de arquitectura como interiorismo a promotores inmobiliarios, y sus trabajos van desde hoteles y viviendas, hasta proyectos comerciales a lo largo de Asia, Australia, Europa, África, Norteamérica, Sudamérica y Oriente Medio.

John Hitchcox y Philippe Starck, son los creadores de este exitoso estudio con una identidad muy definida, cuyo objetivo es el de obtener ambientes únicos y exclusivos. Las piezas que utilizan en sus espacios tienen también nombre y apellidos: Eero Saarinen, Fornasetti, Charles & Ray Eames, Le Corbusier, entre otros. Si a la maestría de estos diseñadores, le unimos esta materia prima, el éxito es seguro. Pero hay algo más que me convence, no están encasillados en un estilo predeterminado, hay proyectos clásicos, urbanos, minimalistas e incluso rústicos, y es que ésta es otra de sus características, la capacidad de adaptarse a una gran diversidad de culturas según dónde se esté ejecutando el proyecto.

Ya que la mayoría no nos lo podemos permitir, habrá que conformarse con soñar….

Yoo

Yoo

(más…)

Marta de la Rica

Hoy me siento algo orgullosa de mi misma. A veces estamos tan enfrascados en lo que hacemos que ni siquiera nos percatamos de nuestros pequeños avances. Según iba copiando las fotos de los proyectos de Marta de la Rica, me iba diciendo a mí misma las piezas que era capaz de reconocer, como las conocidas cerámicas de Fornasetti de las dos primeras imágenes, las lámparas de Tom Dixon de la cocina del proyecto de Sotogrande, y en la mima imagen, las conocidísimas sillas Plastic de los Eames, editadas por Vitra. Y si me apuráis, aunque no puedo asegurarlo, pero diría que la vitrina que aparece bajo estas líneas, es de Becara, o al menos tienen una muy similar.

Tras todo este orgullo repentino, me he puesto a leer la web de Marta de la Rica, interiorista responsable de estos magníficos espacios. En seguida he vuelto a mi humilde realidad, tan solo con ver su edad, y es que las comparaciones son odiosas. Por su espléndido trabajo diríamos que es alguien con cierto bagaje, que sus ambientes denotan una larga experiencia, pero mi sorpresa al descubrir que Marta de la Rica, Licenciada en Arquitectura de Interiores, sólo tiene 25 años y es propietaria de su propio estudio. Ni que decir tiene que me rindo a sus pies y aunque me avergüence reconocerlo, siento cierta envidia sana.

Marta de la Rica es el último de los nombres que me dio la semana pasada Gonzalo, de Anmoder, como parte de los interioristas que se encuentran entre sus favoritos. El por qué salta a la vita.

Proyecto El Viso

Marta de la Rica

Marta de la Rica

(más…)