Suma Cruz

Ayer falté a mi cita con vosotros y es que no consigo ponerme al día. Me han salido varios proyectos de obra y decoración (o están en vías de serlo si es que aprueban los presupuestos, crucemos los dedos); por otro lado, mis hijas acaban de empezar el instituto porque las fiestas del pueblo terminaron el martes. El mismo día, el seguro pintó el garaje y el cuarto de la plancha debido a la inundación que sufrí este verano, tengo que llamar para que vuelvan, menudo cuadro tengo ahí abajo, el cuarto de la plancha ya está operativo, pero en el garaje me han hecho una chapuza integral. No culpo al pintor, el seguro no puede mandar a un solo hombre a currar durante 12 horas seguidas (esto es literal) y pensar que las cosas quedarán bien, no se han tapado las grietas, hay pegotes por todas partes y en lugar de ser la pared blanca parece que tengo estuco gris, vaya que se ha quedado monísimo :-( Ando como pollo sin cabeza, con mil cosas rondando mi cerebro que al final me hacen ser menos productiva de lo que quisiera. Y perdón por el rollo, pero qué bien viene desahogarse por aquí. Voy con lo os venía a contar.

Ayer por mañana bicheando por Instagram me topé con este vídeo de Westwing, que os pido que veáis (tan sólo os robará un par de minutos pero todo lo que yo pueda describiros en mi post, lo tenéis resumido ahí). Quizás la casa no sea del gusto de todos vosotros, o no os sintáis identificados, pero esto es lo que yo llamo una vivienda con personalidad, una casa con “duende”, de las que cuando entras identificas a la persona con el espacio.

Susana Cruz es la propietaria de la firma de joyas Suma Cruz. Si nuestra Reina Doña Leticia se fijó en ella para lucir sus diseños, no tengo que explicar hasta dónde ha llegado de alto empresarialmente hablando. Y aunque sus joyas y tocados son maravillosos, con ese aire antiguo, vintage y refinado, no vengo a hablaros de joyas sino de su casa con la que me topé y me quedé en shock.

Dentro de ella encontramos un universo de fantasía, de colecciones, de arte por doquier, piezas compradas por impulso que más tarde terminan por encontrar ubicación en su casa. Diría que son pocas las personas capaces de hacer esto con acierto y sobre todo con objetos tan originales, pero está claro que ella tiene vista.

Aunque ha creado distintos rincones en casa donde sentirse a gusto dependiendo de la actividad que vaya a realizar en cada momento, su pieza favorita es la mesa roja de bambú del comedor. No digo que no sea original, que lo es, pero a mí más me lo han parecido los dormitorios, sobre todo el infantil. En cuanto a filosofía estoy con ella, no soy de amueblar las habitaciones de bebé al completo puesto que necesitan muy poco y realmente el tiempo pasa rápido, es mejor invertir cuando son algo más mayores. Desde luego ella ha creado un espacio donde cualquier niño querría pasar horas jugando, es una habitación de cuento y lo que más me gusta es que no falta el arte, ni el moderno ni tampoco el clásico, porque no tienen por qué ser incompatibles con las zonas de juegos, las pizarras, los tipees o cualquier cosa que queramos poner en ellas.

El dormitorio principal también me parece súper original, ¿podríais dormir con unos cabezudos a los pies de la cama? yo no lo tengo claro, pero no puedo decir que el conjunto no me guste. Proceden de la tienda Gastón y Daniela de Madrid (al igual que el papel pintado), una vez adornaron el escaparate de la tienda y fueron retirados, Susana Cruz los adquirió en la tienda Rue Vintage 74.

Si queréis conocer un poco más, bajo las imágenes os he dejado unos links de un par de entrevistas muy interesantes con muchas más imágenes y de nuevo el vídeo de Westwing donde ella misma nos lo cuenta. Cambiando de tema y hablando de Westwing os contaré que si queréis daros un capricho pinchando en este link obtendréis un cupón de descuento de 20€ para vuestra primera compra, un pequeño aliciente para superar la cuesta de septiembre y preparar la casa para el otoño.

Os dejo, no sin antes deciros que mañana es el cumpleaños de mi hija mayor, no puedo creer que cumpla 15 años, ¿dónde fue a parar el tiempo? ¡Madre mía!

¡Feliz fin de semana! 

Imágenes: Nuevo Estilo, Con Botas de Agua, Westwing

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

La fábrica de zapatos…

La semana pasada encontré esta casa pero por algún motivo no la quise compartir, supongo que no era el momento, quizás hay cosas que no son cien por cien de mi estilo, el caso es que se hubiera quedado en el olvido entre la inmensa maraña de información que consumo de internet, de no ser por mi nueva clienta.

Tengo un proyecto nuevo, en este caso no es de reforma sino de decoración y hasta ahora sólo habíamos mantenido un primer contacto telefónico. Me explicó un poco por encima sus necesidades y me envió un par de fotos con el móvil para que me hiciese una idea del espacio. La visita llegó el martes y ¡oh cielos! excepto por un tema de telas y poco más, le dije, no me necesitas ;-) Su casa es como un baúl de tesoros y no lo digo porque tenga una Tulip (eso ya es envidia máxima), es que el resto son muebles familiares restaurados o comprados en mercadillos, o que sencillamente se los han regalado porque otros no aprecian su valor y yo los veo y me dan ganas de llorar (de amor, claro), más aún cuando la pobre me dice ¿esto está muy destartalado, verdad? ¡Pero si tiene un museo! Y a lo que iba al principio, cuando me habló de su pasión por el verde lo entendí al ver su habitación, es un poco el tono de verde de esta casa (de ahí que ahora la haya sacado a la palestra), aunque mi clienta lo tiene de manera más sutil que aquí (un cabecero pintado a mano, unas mesillas decapadas y un escritorio, lo demás en blanco para rebajar). Ojalá cuando terminemos el proceso me deje enseñar el antes y el después, más que nada para que veáis su chéster, su banco de iglesia, su vieja alacena,… todos sus tesoros.

Y nos vamos a la casa de hoy. Ahí donde la veis es una antigua fábrica de zapatos convertida en loft. Se encuentra en el barrio londinense de Shoreditch y sus propietarios son los arquitectos del estudio Chan + Eayrs. Buscando la luz natural y comprender el espacio, vivieron durante un tiempo sin levantar un sólo tabique. Finalmente la distribución se fijó en base a las baldosas del suelo y tan sólo se delimitaron las zonas privadas (pasillo, dormitorios y baños).

Respecto al interiorismo han querido crear una sensación de “casa de árbol” llevando la gama de los verdes, azules y colores tierra a su hogar, para separarlo de la jungla de asfalto que hay en el exterior. Todo está realizado a media, con elementos naturales y basándose en aquellos viajes que más les han marcado (como el suelo de terracota, traído de Marruecos, donde se casaron). Si queréis saber más sobre este proyecto tenéis aquí el reportaje al completo.

Una casa diferente sí, quizás no me gustaría para vivir, pero sin duda es interesante para ver ¿no creéis?

Imágenes: Toby Lewis Thomas

Y os recuerdo que seguimos de sorteo con Posterlounge, si te perdiste el post corre a leerlo aquí.

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

La veraniega casa de Abbie Naber

Sé que llevo un verano un tanto perezosa con el blog, pero no soy la única a la que le ha afectado el calor. Mi ordenador ha decidido veranear, o casi diría que me está dando avisos para jubilarse y es que el pobre tiene ya diez años, los mismos que el blog, y cada vez que lo abro recibo una negativa por su parte para trabajar. Lo cierto es que estas semanas cuando me siento frente a él empieza a fallarme y a la tercera vez que lo he reiniciado, consciente de que me estoy enfadando y mucho, lo cierro pensando que será que ese día no toca publicar, así que a otra cosa mariposa, no nos vamos a engañar, en la piscina se está mucho mejor. Por otro lado pienso en la cantidad de gente que hay de vacaciones (instagram se chiva de todo) y concluyo, pues lo mismo nadie lo lee. Sinceramente en esta época deberían prohibir las redes, los blogs, y todo aquello que nos separe del exterior, del disfrute, de la familia y los amigos. Ya vendrá el largo invierno y no tendremos más remedio que encerrarnos, entonces podremos leer todo lo que se nos quedó pendiente ¿no creéis?

Yo ya puedo casi oler mi pueblo soriano, los tres días que me escapo a Cantabria con mi marido, las playas portuguesas y el ansiado descanso, sólo una semana más, un par o tres de post más y cerraré este, mi chiringuito, hasta septiembre. Os animo como decía a que paséis de ordenadores, de tablets, de móviles y os dediquéis a disfrutar y descansar.

La casa que os traigo hoy respira época estival, claro que está en San Diego (California) y por allí el tiempo es de lo más agradecido, incluso en invierno (palabrita, que yo he estado). Se trata de la vivienda de la estilista y diseñadora Abbie Naber, una casa donde interior y exterior se funden para el disfrute durante todo el año. Lo que más me gusta de esta vivienda es su mezcla de estilos y texturas, la personalidad que derrocha, algo que sólo se puede conseguir cuando eres fiel a ti mismo, cuando de un viaje surge una idea, o un mural de pared te recuerda al océano y lo pones en lugar de un cuadro porque es eso precisamente lo que buscas, cuando no te guías por un sólo estilo y decides que unas sillas de bambú quedan perfectas al lado de otras de estilo escandinavo, cuando no te asusta sacar muebles de contexto y utilizar un aparador mid-century como mueble de lavabo e incluso usar un precioso papel azul marino con rayas doradas en un cuarto infantil ¿Y por qué no? En eso radica la personalidad, en salirse de los estándares, si algo te inspira, te llama la atención o te transmite emociones, no lo dudes, eso es que esa pieza está hecha para ti.

Podéis leer el artículo completo y saber de qué firma es cada cosa, pinchando aquí. Nos vemos la próxima semana…

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Habitat. Colección SS2018

Hace unos días me llegó el dossier de prensa con la nueva colección primavera-verano de Habitat. Me ha costado más de lo que pensaba realizar este post, son tantos los artículos y tan bonitos, que era difícil elegir las piezas para realizar las composiciones que veréis a continuación. Espero que sea suficiente para haceros una idea de lo que podéis encontrar en tienda o en la web.

Podría decirse que hay dos claras tendencias muy diferenciadas. Por un lado una más sobria, con el negro como protagonista, en una colección de rasgos arquitectónicos donde es precisamente este color el encargado de realzar las líneas y los materiales naturales de las piezas, haciendo honor al “menos es más” y al “sencillo pero elegante”. Por otro lado, contrastando totalmente con la corriente anterior, la diseñadora Floriane Jacques ha creado una gran variedad de piezas basadas en el exotismo de la corriente Urban Jungle, a su colección la ha llamado “Luna”. En sus diseños se pueden ver imágenes de quimeras y seres fantásticos obtenidos a partir de fotografías de animales que ha recortado, posteriormente ha combinado y vuelto a dibujar con bolígrafo sobre un fondo a la acuarela con motivos vegetales. Jirafas aladas, elefantes-pescado, o cebras con cola de ardilla son parte de una fauna y flora oníricas, toda una oda a la naturaleza en libertad. Una colección de verano con un diseño frenético y chic.

Bajo estas imágenes, os he realizado una pequeña selección del catálogo, dividido en mobiliario, baño y cocina, iluminación, textil, cestas, vajilla y cristalería, jarrones, velas y por supuesto piezas Urban Jungle (aunque estas últimas podéis verlas en todas las anteriores).

Me ha sorprendido gratamente esta colección (en realidad Habitat nunca me defrauda), pero en esta ocasión hay cosas que me vuelven loca, ya sabéis mi devoción por el color negro más aún si va combinado con maderas y elementos naturales; por otro lado soy muy fan de las buenas ilustraciones y los diseños de Floriane Jacques me han encantado, no sólo los dibujos sino el haberlos integrado en el estilo Jungle que desprende tanto optimismo.

Espero que os guste la selección y ya sabéis, si queréis conocer el precio de algún artículo o sus características, no tenéis más que pedírmelo.

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Leman Locke, London

Me he quedado impactada con las imágenes. La escalera de caracol, el bar, la hilera de preciosas luminarias Wireflow de Vibia sobre la barra, los revestimientos (cemento, hierro, madera,… combinado con colores pastel), cien por cien original.

Estamos tal y como lo describen en la web, ante el apartahotel hipster más asequible del barrio de Shoreditch, al este de Londres. Leman Locke dispone de 168 habitaciones y fue diseñado por el estudio Gp-Arch bajo la creencia de que en los tiempos que vivimos los profesionales tienden cada vez a ser más nómadas. Se buscaba crear un hotel de diseño, algo poco novedoso en Londres si no fuera porque en este caso se pretendía ofrecer además un producto para estancias de larga duración, parecido a un hogar cuando te encuentras en una ciudad que no es la tuya. Comodidad, hospitalidad y diseño en un mismo lugar.

La recepción, la cafetería y el vestíbulo son distintos entre sí pero con un denominador común, la búsqueda de la luz, la sensación de calidez y las texturas. Sorprende la gran escalera en espiral que sube a la siguiente planta donde se encuentra el restaurante.

Casi todos los muebles están diseñados por el propio estudio, los sofás, las camas, lámparas y las mesas, con la intención de crear una estética única y armoniosa, maximizando además el uso del espacio. Se intentó evitar que las habitaciones parecieran las típicas de un hotel convencional en favor de pequeñas piezas más versátiles que cumplieran varias funciones. Si os fijáis en las imágenes, las habitaciones disponen de cocinas completamente equipadas con lavadora-secadora, friegaplatos, plancha, espacio de almacenamiento, etc. porque en estancias largas no siempre apetece comer en un restaurante. Los muebles están pensados para tener poco mantenimiento para el cliente (por ejemplo tras ser utilizados después de una comida), volviendo a la idea de generar esa sensación de encontrarse en casa a pesar de estar de viaje. Otra característica que lo aleja del concepto “hotel”, es que las habitaciones están creadas para que todo gire en torno a la zona de estar, con el sofá en L diseñado por el estudio, en lugar de la cama que sería lo típico.

El establecimiento ofrece además otros servicios como terraza con barbacoa, espacios para reuniones, gimnasio y spa, etc. Todas las comodidades para aquellos que necesitan un espacio para vivir, trabajar y conectar con otras personas, lo que ahora conocemos como coworking pero con la posibilidad de quedarse a dormir :-)

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

 

Il Sereno Hotel. Lago di Como

La semana pasada veía en facebook, con cierta envidia insana ;-), el maravilloso viaje que se estaban marcando unos amigos míos en el Lago di Como. Fotos espectaculares, pueblos preciosos y mis dientes muy largos. Casualmente hace un par de días en Diario Design publicaron un post sobre los mejores hoteles de diseño con encanto y cerca del agua. De los 10 a los que hacían referencia 4 eran españoles, claramente tenemos un país privilegiado en cuanto a entorno y diseño, pero en esta ocasión me llamo la atención Il Sereno Hotel que precisamente está en el Lago di Como, supongo que al ver las fotos de mis amigos me picó la curiosidad.

Si hablamos de diseño no sé si hay mejor abanderada del mismo que Patricia Urquiola, responsable de la arquitectura e interiorismo del hotel. Esta española con residencia en Milán, ha creado un alojamiento de estilo contemporáneo integrándolo en la zona rural donde se encuentra. Creo que lo más impactante es la escalera, peldaños volados realizados con madera de nogal y rodeados por una estructura de varillas verticales de bronce, convierten el espacio en el protagonista del vestíbulo.

Dos menciones más aparte. Por un lado el restaurante, no sólo por su diseño y las vistas espectaculares al lago, sino por contar con el chef Andrea Berton, ganador de cuatro estrellas Michelín. La segunda mención es para el paisajismo, Urquiola contó con la colaboración del conocido botánico y experto en jardines verticales, Patrick Blan.

Para completar, 30 suites de lujo con inmejorables vistas al lago y diseños realizados ex proceso para el hotel: las piezas de mobiliario, los textiles, revestimientos, luminarias, los baños,… todo en una relajante paleta en tonos grises y maderas con algún toque en azul o verde haciendo referencia al exterior.

Como es gratis soñar y mañana es mi aniversario de boda (¡15 años!, ni más ni menos), ¿no os parecería un sitio increíble para celebrar una fecha tan especial?…

Más info: Diario Design

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

 

Studio Macura

Alguna vez os he comentado que no me gusta ir de compras, menos aún cuando la tienda es grande y hay demasiado producto, al final no consigo ver nada porque no me centro. Lo mismo me pasa con las webs, cuanto más limpias y menos abarrotadas de cosas, banners, publicidad, etc. más me fijo en lo que de verdad importa, el producto.

La firma que os traigo hoy es un buen ejemplo de lo que acabo de explicar. Studio Macura no tiene una lista infinita de productos, son más bien pocos pero bien avenidos. El diseño de las piezas que en ella se venden se transmite a su vez en una web depurada y elegante, con una fotografía y un estilismo precioso. Aquí el “menos es más” se lleva hasta la máxima expresión.

En ella vamos a encontrar elementos para el hogar y pequeños muebles, piezas prácticas y bonitas pensadas tanto para la casa como para el mundo contract. Objetos ingeniosos, con una estética muy depurada y a veces sacados de contexto. Se busca lo cotidiano pero de una manera que sorprenda (como los marca páginas por ejemplo). Para su fabricación se usan materiales tradicionales con el fin de dar perpetuidad a la pieza, como la porcelana, la madera, el vidrio o el metal; como contrapunto se utilizan las últimas tecnologías para crear, como la impresión en 3D. Calidad y belleza hasta en los detalles más pequeños.

Os quiero enseñar uno por uno sus productos (no me he vuelto loca, es que no son muchos), porque son bonitos y originales de verdad. Así comprobaréis también que una imagen vale más que mil palabras y que no necesariamente tenemos que tener millones de ítems en nuestra web para que resulte atractivo al comprador, ¡viva el “menos es más“!

¡¡Feliz fin de semana!!

Candelabro PLAMEN diseñado con una tapa que cierra la pieza cuando no hay vela y que a su vez sirve para apagar la llama. En dorado o plateado.

Este pequeño búho llamado SOVA es un decorativo marca páginas. Reposa sobre el lomo del libro mientras su larga cuerda se encarga de marcar la página. Como veis está disponible en multitud de colores.

LIPA  es una pieza de acero que permite a las plantas enredarse a ella y trepar. Su forma tiene un sentido, pretende simular la silueta de dos árboles.

VILA es un preciso imán impreso en 3D con forma de libélula. La impresión en 3D permite crear cualquier tipo de forma haciendo el objeto ligero, extremadamente fino y elegante, pero a la vez muy resistente. Se puede utilizar en cualquier superficie metálica para colgar fotos, notas, o incluso pequeñas piezas de joyería como collares.

Por qué tener sólo una cuando podemos poner dos. KAMEN son un par de mesas auxiliares de distintas alturas y diámetros. Su fina tapa de acero y la base en mármol, crean una composición elegante y atemporal.

LETI es una luminaria colgante con un simpático pájaro que se engancha a su cable textil. También lo tienen en multitud de colores y se puede combinar el cable de un color con el pájaro de otro.

LAVA es un florero para una sola flor (o rama). En su interior una piedra pómez flota de manera natural al llenar el jarrón de agua, manteniendo la flor recta en el recipiente gracias a su agujero.

BUBA es un tablero magnético que sirve como organizador. Tiene una forma muy básica que se monta directamente sobre la pared (en la cocina, pasillo, salón, área de trabajo,…) Para aumentar su funcionalidad se puede combinar con otros accesorios como los imanes VILA, el vaso LALA, etc.

De nuevo otro marca páginas, esta vez en forma de pájaro se llama PERO, puede adquirir distintas posiciones y hay varios colores a elegir.

LIVADA es un jarrón de cristal para disfrutar de un pequeño bouquet de flores o hierbas. Consta de dos partes un vaso y una campana de cristal para cerrarlo, ésta lleva perforada un agujero para que podamos disfrutar del aroma de su contenido (flores o hierbas), si abrimos y cerramos la campana repetidas veces, la fragancia saldrá hacia fuera como si de un ambientador se tratase.

El pequeño caracol SPORO, también diseñado en 3D y con multitud de colores a elegir.

BLOK es un soporte para tablets. Construido en una sola pieza de mármol, cuyo peso hace que la tableta se mantenga estable incluso cuando utilizamos la pantalla táctil.

VISI es un perchero y está inspirado en la simplicidad y elegancia de los clásicos botones alargados de las cazadoras. De madera natural, estos ganchos se pueden utilizar en diversas posiciones.

El tubo LALA me encanta, es como una probeta para albergar una flor o pequeña rama. La única particularidad que tiene es que en su parte posterior lleva adherido un imán lo que permite que sea fijado a cualquier superficie magnética o al propio tablero BUBA.

Otro marca páginas, esta vez se trata de un caracol y se llama SPORO.

LAKO es un alambre de acero curvado que permite almacenar libros y revistas. Sus líneas rectas y curvas permiten varias posiciones y opciones de almacenaje, convirtiéndose en un objeto funcional pero también escultórico.

Su nombre es VINO y se trata de un accesorio para las botellas de vino. Está hecho de corcho natural y en su interior lleva una placa de plástico en llamativos colores. Tiene doble utilidad, como tapón o como base, dándole a la botella mayor presencia en la mesa.

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.