portada

Country Style

Este fin de semana por fin nos vamos al pueblo, abrimos una casa que lleva cerrada desde el pasado otoño, Soria es para valientes en invierno y aunque estuve en un cumpleaños, mi casa no la pisé (hice trampa y me fui a la de mi madre, que es un piso pequeño y se calienta rápidamente). Me hace especial ilusión por el significado, una vez decides llamar a alguien del pueblo para que te encienda la calefacción unos días antes y le dé un “repasito” a la casa para desempolvar el tiempo que lleva deshabitada,… significa que llega la primavera y que empezaremos a ir más fines de semana, eso se traduce en campo, amigos y relax. Ya tengo ganas de estar allí.

Por eso hoy he decidido traer inspiración con sabor “country”, para regocijarme más si cabe, en lo que ocupa mi mente ahora. Dicho esto y viendo las imágenes, reivindico las piezas sacadas de contexto, como las enormes lámparas de araña o los espejos antiguos en las cocinas, las mesas rodeadas por montones de sillas de colores y tamaños diferentes, o que en lugar de sillas como asiento se utilicen bancos, en un lado o en ambos. También me he dado cuenta de lo mucho que me gustan los fregaderos de cerámica o mármol, le dan un aire más “vasto” a la cocina (y digo vasto en el buen sentido). No sé, es como si las casas de campo admitiesen de todo, las piezas encajan con sus distintos orígenes mejor que en la ciudad, ¿por qué a quién no le ha pasado tener una segunda residencia e ir llevando lo que te sobra de la primera? al final, no sé cómo se crea un hogar con mucha personalidad.

¡Feliz fin de semana!

  Me quedo con esta cocina, perro incluido :-)

Country_Style_0

¡Este baño es lo más!

Country_Style_3

Country_Style_16

Qué placer desayunar en un sitio con tanta luz cada mañana….

Country_Style_1

Country_Style_2

Country_Style_4

Country_Style_5

El lino que no falte. Si buscáis el mejor lino antiguo para hacer un mantel exactamente igual que el de la imagen, no dudéis en pedírmelo, sé dónde conseguirlo…

Country_Style_6

Country_Style_7

Country_Style_8

Mesa rústica bajo una elegante lámpara de araña. ¡Qué gran combo!

Country_Style_9

Country_Style_10

Fijaos en los suelos de madera, tan bonitos y cálidos que sólo podría pisarlos descalza…

Country_Style_11

Algún día tendré unas puertas de granero como estas…

Country_Style_12

Country_Style_13

Habitaciones con vistas…

Country_Style_14

Las fachadas de piedra me encantan. En esta además, han rebajado la dureza de la piedra con el color azul verdoso de las carpinterías. ¡Preciso!

Country_Style_17

Country_Style_18

Sin palabras con el espejo sobre el fregadero, si os dais cuenta refleja la luz de la ventana trasera, una gran idea. Y este salón de estilo “british” pero campestre, no puede ser más acogedor.

Country_Style_19

Country_Style_20

Country_Style_22

Sillas distintas, de colores, antigua de colegio, otro mix perfecto para restar seriedad a un comedor.

Country_Style_21

No hay casa de pueblo que se precie sin una cama de hierro y una chimenea…

 Country_Style_23

Imágenes Pinterest
portada

Loaf

Supongo que de una necesidad salen las mejores ideas, esto pasó con la firma que os presento hoy. Tras un sábado perdido buscando la cama perfecta, el fundador de Loaf, Charlie Marshall, decidió crear su propia empresa con procesos de compra muy diferentes, buscó la manera de que el cliente tuviera su cama a golpe de click y lo más rápido posible (de ahí el nombre, “no perder el tiempo”). Os parecerá mentira pero esta empresa creada en 2008, se convirtió en una de las más firmas que más rápido creció en UK. Tanto es así que tras el éxito de las camas vinieron los sofás, con los mismos buenos resultados. La familia creció y ahora se puede encontrar multitud de muebles, iluminación y complementos para el hogar.

Puede parecer extraño comprarse una cama por internet, al menos yo lo he pensado, siento que hay cosas que necesitamos probar, aunque sea unos minutos en la tienda (porque no hablo de un cabecero que es meramente estético), sino de la cama en sí. Lo que parece funcionar en Loaf es que puedes probarla durante 14 días en tu propia casa, tiempo más que razonable para saber si esa cama está hecha para ti y si ves que no te convence, la devuelves y punto.

Os dejo no sólo con las camas, si no con toda la nueva colección primavera-verano. Hay avalancha de fotos pero es que me gustaba todo :-)

Loaf_1

Loaf_2

Loaf_3

Loaf_4

Loaf_5

Loaf_6

Loaf_7

Loaf_8

Loaf_9

Loaf_10

Loaf_11

Loaf_12

Loaf_13

Loaf_14

Loaf_15

Loaf_16

Loaf_17

Loaf_18

Loaf_19

Loaf_20

Loaf_22

Loaf_23

Loaf_24

Loaf_25

Loaf_26

Loaf_27

Loaf_28

Loaf_29

Loaf_30

Loaf_31

Loaf_32

Loaf_33

Loaf_34

Loaf_35

Loaf_36

Loaf_37

Loaf_38

Loaf_39

portada

Organizar con cestas

El sábado pasado tenía invitados en casa para comer y cuando esto sucede, me entra una especie de síndrome del nido como si de un embarazo se tratara. Tanto es así, que mi hija pequeña me preguntó ¿mamá por qué cada vez que viene alguien a casa te pones a recoger y limpiar como una loca? No es que el resto del tiempo no lo haga, más bien soy algo maniática del orden y la limpieza, pero con dos niñas en casa nunca tengo las cosas como quisiera. En mi familia además, el tema protocolario siempre estuvo muy presente.

No sé si vosotros contáis con algún aliado para mantenerlo todo en orden, yo sin duda recurro a las cestas, cajas y cualquier tipo de contenedor que me permita hacer desaparecer los objetos que dañan mi vista ;-) En el salón por ejemplo, tengo una caja de madera tallada que oculta los cargadores, cascos, pendrives,… y otra más grande donde meto las tablets de mis hijas que durante la semana están prohibidas (para evitar que se enganchen). En mi despacho, antiguo cuarto de juegos, tenemos dos cajas enormes con las cosas de manualidades, así las niñas saben dónde buscar cuando les toca hacer trabajos. Con la ropa más de lo mismo, un cubo en cada habitación, en el baño múltiples cestos (y eso que tengo un armario doble, pero parece que los trastos se multiplican). Y así con cada habitación…

Para inspirarnos un poco traigo un montón de imágenes. Os diré que a pesar de que la experiencia me dice que las cestas de mimbre son algo sucias (cogen mucho polvo) no tienen rival. Las que más me gustan son las de colores de estilo marroquí, preciosas porque decoran por sí solas. Las que tienen poco fondo quedan perfectas colgadas de la pared a modo de composición.

Sean de una manera u otra, son los mejores aliados para el orden y ya que las necesitamos, vamos a buscarlas bonitas :-)

Baskets_1

Baskets_2

Baskets_3

Baskets_4

Baskets_5

Baskets_6

Baskets_7

Baskets_8

Baskets_9

Baskets_10

Baskets_11

Baskets_12

Baskets_13

Baskets_14

Baskets_15

Baskets_16

Baskets_17

Baskets_18

Baskets_19

Baskets_20

Baskets_21

Baskets_22

Baskets_23

Baskets_24

Baskets_25

Baskets_26

Baskets_27

Baskets_28

Baskets_29

Baskets_30

Imagenes Pinterest

Imagen Portada: La Tienda de Muebleando

 

portada

Ella Doran Design

Ayer encontré este precioso papel pintado de bicicletas en uno de mis blogs favoritos, Retro to Go, cuyo diseño pertenece a Ella Doran Design. Reconozco que de todo lo que tiene en su shop online es lo que más me ha llamado la atención, aunque los que simulan relieves y el de mariposas, tampoco están nada mal. Los demás me temo que no son para mí, tanto el que dibuja vinilos (a los discos de antaño me refiero) o los de grandes hojas verdes, tienen colores demasiado potentes, me cansaría pronto de ellos. En cualquier caso os los enseño porque sé que a muchos no os asusta el color. Casi todos estos diseños se repiten en otros elementos para la casa, como cojines, lámparas, alfombras, tablas de cocina, delantales… Y ahí sí, con este tipo de piezas más pequeñas, es mucho más fácil arriesgar.

Quizás lo de las bicis sea una señal, tengo que poner mi mente en modo “deporte on“, el lunes empiezo Pilates con mi fisio, miedo me da. Son clases sólo de dos personas, así que creo que no me va a quitar ojo de encima, a ver si consigo enderezar esta espalda que cada vez da más la lata (signos de la edad :-))

Y sin más charla os dejo, tengo que preparar el cumple de mi hija que esta tarde invita a sus amigos de clase. Como digo cada año ¡qué Dios nos pillé confesados! (luego no es para tanto, pero a priori asunta juntarse con veinte niños a la vez, benditos profes que lidian con ello cada día)…

¡¡Feliz fin de semana!!

Ella_Doran_1

Ella_Doran_3

Ella_Doran_9

Ella_Doran_2

Ella_Doran_11

Ella_Doran_4
Ella_Doran_10
Ella_Doran_5
Ella_Doran_6

Ella_Doran_7

Ella_Doran_20

Ella_Doran_21

Ella_Doran_12

Ella_Doran_13

Ella_Doran_14

Ella_Doran_15

Ella_Doran_16

Ella_Doran_17

Ella_Doran_18

Ella_Doran_19

portada

Sala Ayutthaya Boutique Hotel

Ayer mientras cargaba las imágenes de este post me paré a pensar en lo poco que he viajado en mi vida y la de cosas que me estoy perdiendo. Reconozco que cuando era más joven me daba cierta pereza (soy así de rarita), ahora es cuando me está entrando el gusanillo. Creo que mucha culpa de ello lo tiene el blog, es como meter la nariz en un montón de países y pensar ¡ohhh! yo quiero estar allí, el otro culpable son las redes sociales, porque ¡vamos a ver señores!, ¿o la gente tiene mil decorados en sus casas híper realistas o se pasan el día viajando? :-) no paro de ver a mis amigos en facebook aquí y allá, playa, montaña, turisteo de ciudad,… sinceramente me da bastante envidia.

Haciendo recuento de los países donde he estado puedo casi contarlos con los dedos de una mano (EEUU, Italia, Portugal, Dinamarca, Marruecos, Holanda e Isla Mauricio), qué triste ¿no?, conmigo no se podría hacer un “Madrileños por el mundo“. En su día tuve oportunidad de visitar a mi cuñado que vivió en París durante seis años, o a mi hermana que estuvo meses en Alemania, tampoco lo he hecho con mi cuñada que ha vivido 4 años en Chile y ahora vive en Perú, ni con un sobrino que dirige un hotel en Camerún. Creo que no tengo perdón…

Así que de momento sigo viajando de manera virtual, hoy nos vamos a Tailandia. Descubrí el Sala Ayuntthaya Butique Hotel husmeando como siempre por internet y literalmente me quedé pasmada con su arquitectura, esos infinitos muros de ladillo curvo en contraste con un interior blanco nuclear, son absolutamente espectaculares. De hecho la imagen que más me atrae es el muro visto desde abajo. Pero el interior tampoco se queda atrás, pocos materiales y bien escogidos, también llenos de contrastes, calidez en la madera, la elegancia del mármol blanco y la sencillez del ladrillo.

Disfrutad de este oasis creado en 2014 por el equipo de Onion designs, es digno de admiración.

SALA_AYUTTHAYA_1

SALA_AYUTTHAYA_2

SALA_AYUTTHAYA_3

SALA_AYUTTHAYA_4

SALA_AYUTTHAYA_5

SALA_AYUTTHAYA_6

SALA_AYUTTHAYA_7

SALA_AYUTTHAYA_8

SALA_AYUTTHAYA_9

SALA_AYUTTHAYA_10

SALA_AYUTTHAYA_11

SALA_AYUTTHAYA_12

SALA_AYUTTHAYA_13

SALA_AYUTTHAYA_14

SALA_AYUTTHAYA_15

SALA_AYUTTHAYA_16

SALA_AYUTTHAYA_17

SALA_AYUTTHAYA_18

SALA_AYUTTHAYA_19

SALA_AYUTTHAYA_29

SALA_AYUTTHAYA_20

SALA_AYUTTHAYA_21

SALA_AYUTTHAYA_22

SALA_AYUTTHAYA_23

SALA_AYUTTHAYA_27

SALA_AYUTTHAYA_25

SALA_AYUTTHAYA_26
SALA_AYUTTHAYA_24

SALA_AYUTTHAYA_28

Imágenes vía

portada

Mi peque cumple 9 años

¿Es posible que mañana mi pequeñaja cumpla 9 años? es increíble cómo pasa el tiempo de rápido. Todavía recuerdo como si fuera ayer aquel 24 de febrero de 2006, Alex nacía a las 10:30 de la mañana. Me pareció curioso cómo en unas horas cambió para mí la percepción de las cosas; hasta la noche anterior Marta, su hermana sólo 17 meses mayor, era un bebé y sin embargo cuando apareció con mi madre por el hospital para conocer a su hermana recién nacida me pareció enorme, fue como si por arte de magia hubiera crecido durante la noche :-) Ahora, cuando las miro, siento cierta nostalgia por aquella etapa, me chiflan los bebes y las mías se han convertido en un abrir y cerrar de ojos en dos señoritas, snifff!

Ahora ya sabéis lo que toca, ¡celebración! La verdad es que yo no me curro los cumples tanto como las imágenes que veréis a continuación, pero confieso que admiro profundamente a los padres que dedican su tiempo y esfuerzo en montar la mejor fiesta del mundo para sus hijos. Ya sabéis el dicho, “en casa de herrero, cuchillo de palo“…

En mi búsqueda de inspiración para el cumple perfecto, he encontrado una firma en Barcelona que me ha encantado, La Fiesta de Olivia. Se dedican precisamente a esto, puedes contratar sus servicios para cumpleaños, comuniones, bodas,… o si eres muy creativo, comprar lo que necesites en su tienda online. Los montajes que hacen son preciosos, pero yo me he encaprichado de sus Instax mini8 de Fuji (segunda imagen), me chiflan como regalo o para usar en un evento con photocall.

Lo dicho, por un lado ilusionada con el cumple de mi peque y por otro con cierta nostálgica. Se me hacen mayores…

¡¡Felicidades Alex!!

Alejandra

La_Fiesta_de_Olivia_5

La_Fiesta_de_Olivia_0

La_Fiesta_de_Olivia_1

La_Fiesta_de_Olivia_2

La_Fiesta_de_Olivia_3

La_Fiesta_de_Olivia_4

La_Fiesta_de_Olivia_6

La_Fiesta_de_Olivia_7

La_Fiesta_de_Olivia_8

La_Fiesta_de_Olivia_9

La_Fiesta_de_Olivia_10

La_Fiesta_de_Olivia_11

La_Fiesta_de_Olivia_12

La_Fiesta_de_Olivia_13

La_Fiesta_de_Olivia_14

La_Fiesta_de_Olivia_15

La_Fiesta_de_Olivia_16

La_Fiesta_de_Olivia_17

La_Fiesta_de_Olivia_18

La_Fiesta_de_Olivia_19

La_Fiesta_de_Olivia_20

La_Fiesta_de_Olivia_21

Imagen portada

Imagen Tarta Alejandra

Resto Imágenes: La Fiesta de Olivia.com

portada

La Redoute

El fin de semana pasado mi hija mayor se quedó a dormir en casa de una amiga así que la pequeña aprovechó la ocasión para pedirme que durmiera con ella. A pesar de que ambas tienen su propia habitación, las junté hace años harta de levantarme cada noche veinte veces fruto de sus pesadillas, ahora se dan la mano y duermen tan felices (el problema es cuando una de ellas no está). Llevaba tiempo pensando en cambiar los nórdicos de mis hijas, pero sinceramente me cuesta encontrar algo que me guste, que no me canse y que además no desentone con el resto de la habitación. Era un mero cambio estético, hasta que aquella noche se convirtió en necesidad. Pasé frío, el edredón se salía por todos lados (cierto que yo ocupo más que una niña de diez años, pero al hacer la cama me doy cuenta que encoje y a duras penas llega para meterlo por ambos lados), pobre hija pensé y ni siquiera se ha quejado…

He mirado muchas webs y aprovechando las rebajas pensaba cambiar los nórdicos de las niñas y darle también un aire nuevo a mi dormitorio, cuya funda nórdica en sencillamente blanca. Recordé que cuando compré la casa del pueblo, adquirí uno en La Redoute, así que allí que fui y ¡sorpresa! cada vez tienen más cosas para la casa, no sólo textil, ahora hay mobiliario, objetos decorativos,… de todo ello os muestro también una pequeña selección.

Voy a aprovechar porque he visto cosas interesantes, como el primer nórdico, que quizás lo compre para mi dormitorio y el segundo que tiene los colores exactos del cuarto de mi hija. Ahora además, hay un 20% de descuento hasta el lunes, al que podemos sumar un código de descuento exclusivo para la Redoute que encontré en cuponesmagicos.com. Así que es posible que con tantas facilidades pique algo más…

¡¡Feliz fin de semana!!

La_Redoute_1

La_Redoute_8

La_Redoute_2

La_Redoute_3

La_Redoute_4

La_Redoute_5

La_Redoute_6

La_Redoute_7

La_Redoute_9

La_Redoute_10

La_Redoute_25

La_Redoute_11

La_Redoute_12

La_Redoute_13

La_Redoute_14

La_Redoute_15

La_Redoute_16

La_Redoute_17

La_Redoute_18

La_Redoute_19

La_Redoute_20

La_Redoute_21

La_Redoute_22

La_Redoute_23

La_Redoute_24

La_Redoute_27

La_Redoute_28

La_Redoute_29

La_Redoute_30

La_Redoute_26

Imágenes La Redoute