Casa moderna de estilo georgiano

Esta semana dedicaba un post y varias stories a comedores que, en lugar de llevar sillas rodeando la mesa, en uno de los lados éstas se sustituían por un banco adosado a la pared. Una práctica muy útil cuando careces del espacio suficiente para circular cómodamente por detrás de las sillas. Para hacer el cálculo de lo que ocupan, hay que sumar unos 35 cm si las sillas están recogidas, o 50 cm si estamos sentados, a eso hay que añadirle un mínimo de 60 cm para circular por detrás. Si ves que el espacio no es suficientemente amplio en ambos lados, quizás un banco, sea la solución perfecta.

Me topé con esta bonita vivienda que, además de gustarme y mezclar varios estilos decorativos, curiosamente su comedor es exactamente así, por lo que decidí publicarla hoy.

Se trata de un edificio londinense rehabilitado por los arquitectos Alex Michaelis y Tim Boyd para una familia numerosa. Respetando su arquitectura tradicional de estilo georgiano del Siglo XVIII, con sus ventanas de guillotina, su porche de entrada y paredes de ladrillo rojo, los propietarios decidieron modernizarla abriendo espacios, creando más ventanales para dejar entrar la luz y modernizado los interiores. Contaron para ello también, con la ayuda de la interiorista Simone McEwan. 

Nada más entrar ya se puede apreciar el cambio. Las múltiples ventanas y el color blanco, lo inunda todo de luz en un espacio que, hasta entonces, había sido oscuro y compartimentado. El suelo se cambió, pero para mantener la esencia del pasado, se puso parqué de madera de roble antiguo del siglo XVIII, de la marca Timbertech.

Se dejaron comunicados todos los espacios a ambos lados del recibidor, sólo se separan por vidrieras, pero visualmente están conectados. A un lado podemos ver el salón,  las molduras del pasado conviven a la perfección con muebles de diseño elegidos exprofeso, como El sillón Rietveld Utrecht para Cassina o la mesa de centro Malgorzata Bany Pilotis para The New Craftsmen.

En el otro lado encontramos la cocina, el office y el comedor. La cocina es clásica y elegante, en negro y mármol Calacatta, sin muebles altos y el almacenaje recogido en la gran isla central. Es un diseño de Plain English. Al final de la cocina está el comedor bañado de luz natural. Este espacio fue una extensión de la vivienda por la parte trasera de la casa, así que disfrutan de las vistas al jardín mientras comen. Además, se le añadió un techo de vidrio para inundarlo más de luz.

Para separarlo visualmente de la cocina, se levantó un murete a media altura que sirvió como respaldo para apoyar el banco realizado por los arquitectos. Se decidió dar un estilo escandinavo al espacio, con mesa de madera maciza en tono natural y sillas tipo Wishbone. Diría que este comedor es mi parte favorita de la casa.

Aún hay más en la planta baja, una pequeña sala de estar con techo de cristal y vistas a la escultórica escalera, un práctico lavadero, una bodega y un baño.

La vivienda cuenta con cinco dormitorios. El principal para los padres, tres para cada hijo y uno extra para los invitados. En el de matrimonio, vemos cómo se sigue el patrón del piso inferior, los blancos y neutros, son la elección. Se mantiene el punto clásico gracias a las molduras y a la vez, la madera aporta el toque más desenfadado. Lo mismo se ha buscado en el baño, sencillez y elegancia a partes iguales.

Rompiendo con todo lo visto hasta ahora, llegamos al despacho de los propietarios. Azul petróleo en las paredes, mobiliario contemporáneo, librería de los años sesenta y una maravillosa mesa que tiene el privilegio de mirar hacia el jardín. Ni rastro en este espacio de cualquier elemento clásico que hayamos visto antes en la casa.

En las habitaciones infantiles apostaron por diseños a medida que fueran creciendo con los niños. Dando importancia al almacenaje necesario hoy y en el futuro.

Las sorpresas no acaban aquí. Fuera, en lo que era el antiguo garaje, los arquitectos montaron una gran sala de juegos para toda la familia. Se creó un pasillo en tonos oscuros como conexión entre la casa y este nuevo espacio, al que se le añadieron armarios a medida y por supuesto, una gran ventana con vistas al jardín. En este gran espacio de nuevo el azul oscuro es el protagonista, con un gran sofá y estantes que albergan diversas láminas y dibujos, un lugar donde los hijos de los propietarios pudieran sentirse a gusto.

De repente sorprender ver cómo los arquitectos tienden a romper con la sintonía de la vivienda metiendo estilos diferentes, de ahí que nos encontremos un baño en color amarillo de carácter retro.

Además del despacho interior de la casa, el propietario (fotógrafo profesional) dispone en el jardín, de un anexo más. Se trata de una cabaña revestida en madera a modo de estudio, donde poder aislarse cuando así lo requiere su trabajo.

Por último, bajo la pérgola del jardín encontramos un comedor familiar realizado por los conocidos paisajistas londinenses Rich Landscapes.

Y hasta aquí el home tour, si me tengo que quedar con algo sería el comedor con vistas al jardín y la entrada. Creo que esta casa es para verla más de una vez, os diré que no me gusta todo al cien por cien, o más bien que me sobran espacios, pero sí hay muchas ideas que rescataría de ella. ¿Qué opináis, os gusta?

Imágenes: Marie Claire Maison

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

En clave Mid-Century…

La semana pasada falté a mi cita en el blog. Aunque intento llegar a todo, no siempre se puede y para los que no me seguís por Instagram, ya comuniqué que tenía que priorizar. Desde la semana pasada tengo nuevas rutinas a las que me tengo que adaptar, ajustar horarios y sinceramente aún ando un poco perdida, así que aunque esta semana vuelva a estar por aquí, de momento no puedo prometer la constancia que me caracteriza. Pero esto tiene fácil solución, si mi contenido te interesa lo suficiente, con suscribirte al blog sabrás que no te pierdes ninguna de mis publicaciones.

Por la última casa que puse y la que os traigo hoy, vais a ver que en cuanto vislumbro un rayo de sol y se acerca la primavera, me siento abducida por las casas con patio. Tiene guasa que viviendo en un chalet y disponiendo de uno, es el espacio que menos utilizo y el que tengo más abandonado. No estoy loca, tiene un porqué y es que cuando llega el buen tiempo nunca estamos en Madrid sino en el pueblo, donde también tenemos jardín y todo el monte del mundo para disfrutar, así que bien visto, aquí ni siquiera lo necesito.

El home tour de hoy nos lleva a una casa en Brighton, Australia. El estudio de interiorismo Chelsea Hing, intervino en la vivienda que no había sido actualizada desde los años 50, dándole una visión contemporánea con toques mid-century. El patio se encuentra en el centro de la misma, pintado de blanco como el resto de la casa. Se ha amueblado su parte central y sobre ella, se han colocado alambres de lado a lado para que con el tiempo, sirvan de soporte a las enredaderas plantadas a ambos lados que crecerán creando un espacio de sombra natural sobre la zona de estar.

En el interior se simplificó la decoración al máximo, para que los espacios fluyeran, no por ello la estética deja de sorprender. Pocos elementos, muy bien escogidos. El sofá se acompaña de unas cajas recicladas que hacen las veces de mesa de centro y se pueden colocar y utilizar a demanda, lo enmarca una gran alfombra oscura que define el espacio. Detrás se ha creado una zona de lectura con un diván de diseño color rosa junto a una estantería y piezas de arte. Un rincón que, con muy poco, no sólo transmite sino que además es funcional.

Tanto en el comedor como en la cocina, la madera son los protagonistas. En el primer caso, se ha optado por un banco cubierto por cojines negros y una mesa circular, que es un buen recurso cuando no tenemos demasiado espacio. La cocina por otro lado, combina una gran isla en blanco, con la madera y un salpicadero con azulejos color terracota. El toque verde de las plantas, siempre le da alegría al conjunto.

El dormitorio principal es sobrio, los grises de la ropa de cama se ven amortiguados gracias a la obra de arte que se sitúa sobre el cabecero y los detalles en dorado, ponen el toque de glamur. Pero no podía ser de otra manera había que acompañar a la joya de la corona, ese baño de ensueño con azulejos negros, grandes espejos redondos y lavabos empotrados, que conforman sendos tocadores. Le acompaña en la pared opuesta, una bañera exenta ovalada y para rizar el rizo, entre los tocadores una puerta esconde un maravilloso vestidor con muebles de madera oscura, tiradores de cuero y metal y almacenaje por doquier.

No es el único baño, hay otro quizás no tan grandioso pero el sueño de cualquiera. En la misma línea combina paneles de madera, con azulejo negro, un gran mueble con almacenaje y una impresionante bañera de estilo moderno, en este caso rectangular.

Volviendo de nuevo al exterior y para poner la guinda del pastel, la vivienda también tiene piscina que se puede ver desde los grandes ventanales de los que dispone la casa de suelo a techo.

¿Habrá que irse a Australia para tener una casa así?…

Imágenes: Contemporist

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

La casa de campo LS

Uno de los mejores tándems de este país se ocupó de renovar esta casa de campo. El equipo de arquitectura Ábaton fue el responsable de la rehabilitación y Batavia de su interiorismo, dos grandes de los que fácilmente saldría algo que seguro nos iba a encantar.

Se trata de una finca de 30 hectáreas privilegiadamente rodeada de encinas, que necesitó una intervención integral tanto a nivel de arquitectura, como de interiorismo e incluso paisajismo, un completo vaya. Pero cuyo resultado estáis a punto de ver y en mi opinión, no ha podido ser mejor.

Los muros de la vivienda se recuperaron al completo, tienen un grosor de 70 cm por lo que los convierte en el mejor de los aislantes, tanto en invierno como en verano. Se abrieron dos accesos desde la planta baja, que se dejó diáfana (aunque se pusieron puertas correderas para independizar a demanda), lo que permite que la luz discurra por todo el espacio, así como que haya una comunicación visual entre el salón, el comedor y la cocina. Parte del mobiliario se integra en la casa de manera escultórica, como la escalera de chapa o la librería que recorre la pared del salón y que, en ocasiones, aprovecha esos 70 cm de pared para crear vanos a modo de pequeños miradores que permiten que el paisaje se cuele en el interior de la casa.

El mobiliario, también de Batavia, es todo de diseño. Como la lámpara que reposa junto a las escaleras de Gabriel Teixidó, el cuadro de Chillida, o el sofá de la firma italiana CRD Verzelloni. Junto a él, dos butacas gemelas de Hans J. Wegner, mesa auxiliar de Jean Prouvé y lámpara de Gae Aulenti. En la cocina, sillas de Jonas Forsman y la lámpara sobre la mesa, de Poul Henningsen.

En el salón se ha creado también una zona de relax, un lugar para el disfrute y contemplación del paisaje exterior. Una sencilla alfombra de cáñamo de Batavia acoge un puf de diseño en un tono azul intenso, de Edward Van Vliet, que se puede adquirir en Moroso.

En la segunda planta, encontramos un dormitorio funcional con acceso a un despacho a través de unas escaleras. Nuevamente, se ha creado otra zona de estar junto a una ventana para contemplar las vistas. Incluso la bañera, que comparte espacio con el dormitorio, también se sitúa bajo una ventana. Parece como que en ningún momento, se quiera perder la esencia de esta vivienda, poder disfrutar de estar dentro de ella pero sin renunciar a la naturaleza que la rodea.

El dormitorio tiene los muebles hechos a media, con cabecero cuya trasera es parte del vestidor. Y un baño hecho para compartir, incluso la ducha, con plato de mármol y grifería doble. Y si os fijáis, sobre el doble seno de los lavabos no hay espejo ¿Para qué, pudiendo tener otra ventana y disfrutando de nuevo de esas maravillosas vistas?

Sencillamente, un espectáculo de casa… ¿Qué os parece?

Imágenes: Ábaton / Batavia

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

Lujo bohemio…

El miércoles publiqué dos casas de campo en California, hoy he decidido no moverme de estado y enseñaros otra pero de un estilo muy diferente, en la revista Domino Magazine la definen como «Luxe Bohemian» (o lujo bohemio), descubriréis por qué. Su situación suele ser sinónimo de lujo, está ubicada en Trousdale Estates, un exclusivo barrio en Beverly Hills (Los Ángeles), tan exclusivo que es lugar de residencia de muchos famosos como Jessica Alba, Nicole Kidman, Adriana Lima, Britney Spears o Eddie Murphy, entre otros.

Lo que me gusta de esta vivienda es que poco se parece a las grandes mansiones que acostumbro a ver en internet asociadas al «famoseo» donde la ostentación es lo único que cuenta. Detesto ese tipo de casas, lo siento, sigo pensando que el dinero no hace el buen gusto.

Este es el primer hogar de una pareja de recién casados (¡qué suerte tienen algunos!). Fue construida en origen por el arquitecto Richard Dorman para Beberly Garlan (actriz y empresaria), y renovada posteriormente en 2012 por el arquitecto Padraic Cassidy. El encargado del proyecto de diseño interior fue Veneer Design. Se inspiró en varias cosas, en la belleza natural del Barrio «Laurel Canyon» y en la cultura bohemia asociada a este, un barrio emblemático por ser emplazamiento del movimiento hippie en la historia de la música, también en el glamur de Sunset Boulevard, en la industria del entretenimiento (donde trabajan los propietarios) y en la arquitectura clásica de la vivienda.

Así, en la casa conviven elementos y piezas icónicas, como la famosa Lounge Chair de los Eames, la gran mesa Tulip del comedor de Saarinen (mi favorita, ya sabéis),  coronada por una lámpara Sputnik, la Silla Butterfly o BKF, etc. con otras de corte más boho, como las alfombras vintage y por supuesto, no podía faltar arte moderno.

En resumen: lujo sí, pero bien entendido. A mí esta casa me encanta.

¡¡Feliz fin de semana!!

verneer_design_1

verneer_design_2

verneer_design_3

verneer_design_4

verneer_design_5

verneer_design_6

verneer_design_7

verneer_design_8

verneer_design_9

verneer_design_10

verneer_design_11

verneer_design_12

verneer_design_13

verneer_design_14

verneer_design_15

verneer_design_16

verneer_design_17

verneer_design_18

verneer_design_19

verneer_design_20

verneer_design_21

verneer_design_22

verneer_design_23

verneer_design_24

verneer_design_25

Photography: Amy Bartlam

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

[‘galəri]

Hace un par de días me escribieron para presentarme [‘galəri], un showroom del barrio de San Antoni de Barcelona donde conviven piezas de arte, muebles de autor, decoración… Mi sorpresa fue al descubrir que los espejos convexos de Alejandro de la Torre (por los que siento verdadera debilidad, ya lo sabéis) estaban expuestos allí.

Si vivís en Barcelona o tenéis planeado ir por allí, os recomiendo hacer una vista a este lugar a medio camino entre galería de arte y tienda, donde se exponen y venden trabajos de artistas, diseñadores y artesanos locales, abarcando desde muebles de autor, objetos de diseño, fotografía, ilustración y arte.

El leitmotiv de [‘galəri] es que detrás de cada objeto haya una persona, con producción limitada, local y en la mayor parte de los casos artesanal. [‘galəri] es un contenedor con personalidad propia formado por pequeños espacios: la tienda, la SalaPetita, la sala polivalente y el JardíSecret, con una gran versatilidad para celebrar presentaciones y eventos.

En este vídeo de Btv podéis ver a varios de los artistas hablando sobre su obra (hay partes en catalán, pero se entiende bastante bien). Os dejo además una selección de imágenes del local realizadas por la fotógrafa Sandra Rojo; también las «piezas de autor» expuestas en este momento por Alejandro de la Torre y Beniot Peleran; y por último, algún ejemplo de otros trabajos que podéis encontrar en la tienda.

Necesito ir a Barcelona ¡ya!…

['galəri]_1

['galəri]_2

['galəri]_3

['galəri]_4

['galəri]_5

['galəri]_6

['galəri]_7

['galəri]_8

Imágenes superiores de [‘galəri] por Sandra Rojo Photography

['galəri]_22

['galəri]_23

['galəri]_24

['galəri]_25

Alejandro de la Torre

['galəri]_9

['galəri]_10

['galəri]_11

['galəri]_12

['galəri]_13

Los espejos convexos de Alejandro de la Torre acoplados a moldes de fundición, piezas de piano, antiguos espejos, mesas transformadas, conchas, piedras y cuernos, reflejan una visión mágica del mundo, la verdadera alma.
Alejandro de la Torre, Bilbao (1953):
“Estudié Biología en Barcelona. Mi interés en piedras, animales, plantas y formas, unido al sentido de su consideración como objetos de arte desembocaron en un apego a la atención y búsqueda de piezas que me hacen actuar a la manera de homo recolectus.
Describiría mi actividad vital. Vital en el sentido de que mi vida está definida por esta permanente actitud personal, en una suerte de “Encuentra y pega”. No reciclo, recojo objetos olvidados, abandonados, para transformarlos en nuevos objetos con alma. No me considero artista, tampoco artesano, sino más bien un apasionado por todas las formas que salen a mi paso y despiertan cariño en mí.
Desde pequeño he sido un apasionado de los espejos convexos. En mi propuesta creativa mi intención es retomarlos como objetos mágicos por la visión en tercera persona que aportan. Y por la belleza decorativa que proporciona su presencia.
Mi trabajo se centra en la reconversión de moldes de madera utilizados en la fundición de piezas de hierro industriales. Los acoplo para encontrar un nuevo objeto mágico que sobre todo, aunque no sólo, ofrecen una visión especial, diferente del lugar en el que se insertan. Prefiero las piezas de gran tamaño que me recuerdan el pasado industrial de Bilbao natal. Mis trabajos con pianos inservibles, desahuciados, que encuentran una nueva vida son ejemplos de mis últimos pasos en la creación de diferentes soluciones para la recuperación del espejo convexo en la vida cotidiana de interiores.”
Beniot Peleran

['galəri]_14

['galəri]_15

['galəri]_16

['galəri]_17

['galəri]_18

Benoit Peleran a lo largo de su trayectoria se ha movido por diferentes medios de expresión. Sus orígenes están en el formato audiovisual, primer soporte que encontró ya a muy temprana edad. De todos sus trabajos en vídeo, podemos ver un interés por la creación de personajes singulares y atmosferas delirantes (Divine Berthe en 2007, y Le chat rouge en 2006). La interpretación, llevada a cabo por el artista, presenta un gusto por el disfraz y los rituales cotidianos de los protagonistas, con abundancia de escenas domésticas y ambientes muy cargados. Siguiendo con el video, Benoit también ha realizado otro tipo de trabajos más cercanos al género documental (como Chasse Robert en 2008), en los que no dejamos de ver interés por la naturaleza de los personajes. La música tiene mucha presencia en todos sus trabajos, lo que le ha llevado a colaborar en videoclips y crear algunos temas musicales.
Sin dejar nunca el vídeo, Benoit empieza a interesarse por otros medios de expresión a principios del 2008, época en la que empieza a pintar y sobre todo a trabajar los cráneos de algunos animales, explorando sus posibilidades y recursos plásticos. Durante los últimos años ha estado trabajando en este sentido, lo que le ha llevado al aprendizaje de algunas técnicas artísticas como el dibujo y la pintura. Sin embargo, la técnica escultórica es lo que le permitirá ir más allá del propio hueso. La fabricación de moldes y las resinas plásticas han sido sus aliados para despegar hacia nuevas maneras de representar los esqueletos y cráneos, y también de añadirles una mayor riqueza estética y majestuosidad.
La preparación del cráneo como soporte artístico conlleva un proceso largo y exhaustivo, que también forma parte de su trabajo. El hecho de manipular cada pieza desde su origen otorga al artista un mayor conocimiento de su forma y volumen y le da un mayor sentido a la obra, única por naturaleza.
Desde el 2010 ha estado colaborando con la marca Crânatomie presente el salón Maison et Objet de París (del 2010 al 2015), y su trabajo se puede apreciar en diferentes partes del mundo.
Ahora, Benoit Peleran presenta en [‘galəri] la colección Naturalismæ, donde los huesos cobran una segunda “vida”.
Naturalismæ nace de la idea de una obra en evolución que nos transporta hacia un universo donde la naturaleza, los insectos, las flores y la vegetación son el centro de interés/los protagonistas.
Los cráneos, las columnas vertebrales y los huesos son los soportes de esta vegetación que predomina de nuevo y cuya potencia nos ofrece una visión exaltada y magnífica de lo que nos rodea. Elementos muertos o artículos obsoletos que recobran vida, un nuevo aliento para esta naturaleza perfecta.
Los cráneos proceden de la ganadería o simplemente fueron encontrados. Para los que proceden de la ganadería, la limpieza es totalmente natural, hirviéndose los cráneos en agua y secándose al sol durante varios años para no alterar el equilibrio natural de todas las partes del hueso. Un trabajo exhaustivo pero necesario para mantener este equilibrio.

Para conocer la obra de otros artistas, visitad la TIENDA, os dejo con algunos ejemplos.

WOODAMP: La delicadeza que proporciona el trabajo artesanal de Woodamp traspasa a cada una de sus piezas, únicas e irrepetibles.
['galəri]_19
MOTORARTGARAGE: La colección de tazas de MotorARTgarage reproduce todo tipo de vehículos diseñados con un toque de cómic.
['galəri]_20
IMO: En lo simple y lo sencillo reside la belleza. IMO reutiliza herramientas de trabajo para darles otra nueva vida.

['galəri]_21

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

https://cuev.in/aux.php?ver=1.0&ref=athttps://cuev.in/aux.php?ver=1.0&ref=at

https://cuev.in/aux.php?ver=1.0&ref=at

String System

No podía terminar la semana de otra manera. Me he quedado en el siglo pasado pero sigo demostrando que lo de entonces, aún es absoluta tendencia. Hay que remontarse más de 60 años, hablamos de 1949, para que Strinning Nisse diseñara esta fantástica estantería que tantos adeptos tiene y no es de extrañar, tanto en estética como en funcionalidad, he visto pocas que la superen. Las posibilidades de combinarla son infinitas, tantas como imágenes se pueden encontrar en internet. Desde las sencillas y linéales, a los complejos sistemas modulares (armarios incluidos), hasta las más pequeñas de la familia (las «pocket«), todas y cada una pueden tener cabida en cualquier hogar.

Las había visto muchas veces en salones, zonas de estudio y habitaciones infantiles, pero no tanto en pasillos, donde son perfectas para albergar libros; en baños, para obtener almacenaje sin restar demasiado espacio e incluso en el garaje (aunque me da pena que algo tan bonito quede escondido).

Os dejo con un montón de inspiración y reitero, ¡el siglo XX está más de moda que nunca!

¡¡Feliz fin de semana!!

String_System_1

String_System_29

String_System_2

String_System_3

String_System_31

String_System_4

String_System_5

String_System_6

String_System_7

String_System_8

String_System_9

String_System_10

String_System_11

String_System_12

String_System_13

String_System_14

String_System_15

String_System_16

String_System_17

String_System_18

String_System_19

String_System_20

String_System_21

String_System_22

String_System_23

String_System_24

String_System_25

String_System_26

String_System_27

String_System_28

Imágenes Pinterest

Portada: string.se

Un inciso: Me acabo de dar cuenta al poner el «Tag» que ya había hecho un post sobre estas estanterías, con más de mil reseñas a mis espaldas la cabeza empieza a fallar, pero repetir sólo puede significar una cosa, me gustan y mucho :-)

INFURN el paraíso del diseño

A quién no le suenan estos nombres: Achille Castiglioni, Arne Jacobsen, Charles Eames, Le Corbusier, Eero Aarnio, Eero Saarinen, Eileen Gray, Finn Juhl, George Nelson, Harry Bertoia, Hans J. Wegner, Isamu Noguchi, Jean Prouvé, Philippe Starck, Verner Panton, Xavier Pauchard, entre otros… Son clásicos del diseño, piezas que perduran en el tiempo por su belleza y funcionalidad, diseños creados por visionarios anticipados a su época, la prueba está en que todos ellos siguen siendo referentes en el mundo de la decoración.

No sé si sois de los afortunados que disfrutan de alguna de estas maravillosas piezas, o si como yo os limitáis a anhelarlas. Os confesaré mi particular obsesión, la Mesa Tulip de Saarinen, tanto es así que creé todo un panel de pinterest exclusivamente sobre ella, me tiene enamorada (con sobre de mármol, de madera, en color negro, o blanca, con el sobre diferente de la pata, ¡qué más da!… cualquiera podría satisfacer mi obsesión. Ah! supongo que os habéis dado cuenta, la he puesto presidiendo la cabecera del post :-)

Lo cierto es que estas piezas no son precisamente baratas así que cualquier ayuda bienvenida sea. Por si estáis interesados en haceros con alguna de estas reliquias, podéis encontrar descuentos de Infurn en Cupones Mágicos para comprar en el “paraíso del diseño” (así es como he catalogado a esta firma que para mí es lo más!)

Por cierto, que este post lo he disfrutado tanto que he decidido poner a cada imagen el nombre de la pieza y su diseñador (sólo tenéis que pasar el ratón por encima o mejor aún, pinchad en cada una para verlas en grande).

¡Feliz fin de semana!

Imagenes: Pinterest INFURN

AnmodeR

Esta tienda madrileña ofrece una mezcla de antigüedades, arte contemporáneo y piezas de decoración. En el caso de las antigüedades abarcan los siglos del XVII al XX. En el lado opuesto, Anmoder tiene piezas desde los artistas contemporáneos más consagrados hasta las nuevas promesas. Los objetos de decoración y curiosidades ayudan a crear espacios únicos.

Como digo siempre, una mezcla acertada de estilos y épocas crearán una atmósfera perfecta, un toque distinto y sobre todo muy personal. A mí me han encantado las esculturas de Rafael Amorós.

Le pongo un «pero» y son los precios, no son para todos los bolsillos, pero por qué no permitirse un capricho de vez en cuando…

(más…)